Agrede a su exnovia y apuñala a uno de sus amigos

F. Rodríguez
-
Agrede a su exnovia y apuñala a uno de sus amigos - Foto: Yolanda Lancha

Detenido un joven por agredir a su exnovia y apuñalar a un amigo de ella «por celos». La pelea, en el Parque de la Vega, se produjo la noche del 5 de mayo. El autor fue detenido dos días después y ha sido imputado por lesiones y malos tratos

Agentes de la Policía Nacional de Toledo han detenido a un joven, como presunto autor de un delito de lesiones, por agredir a su exnovia y apuñalar en el pecho a un amigo de esta «por celos».
En nota de prensa, la Policía ha explicado que los hechos tuvieron lugar durante la madrugada del domingo 5 de mayo, cuando una patrulla de la Policía Local de Toledo, que se encontraba próxima al Parque de la Vega, fue requerida para que asistiese a un varón que presentaba una herida sangrante en el pecho.
La investigación de la Policía Nacional comenzó el día 6 de mayo, cuando se recibió la denuncia de un familiar de la víctima, en la cual se comunicaban los hechos. Inmediatamente, los agentes comenzaron a tomar declaraciones a todos los implicados, lo que les permitió descartar que se tratase de un robo con violencia.
Según la policía, el exnovio de la mujer -que también es compañero de trabajo del varón lesionado- vio a ambos cuando se encontraban juntos en La Vega, motivo por el que se dirigió a ella recriminándole que estuviese en compañía de otro hombre. Tras la discusión, el antiguo novio agredió a la mujer.
En ese momento su acompañante trató de mediar en la trifulca y fue atacado por este varón, recibiendo golpes con un objeto punzante en ambos muslos y en el pecho.
La víctima fue trasladada de inmediato al Hospital Virgen de la Salud, donde ingresó con una herida punzante profunda, potencialmente grave, ya que llegó a perforarle el pulmón.
El autor de los hechos, que fue detenido en la tarde del día 7 de mayo, ya ha sido puesto a disposición judicial. Se le imputa la comisión de los delitos de malos tratos en el ámbito familiar y lesiones graves.
En un primer momento, ni el agredido ni la exnovia quisieron denunciar a su agresor, por lo que se inició la pertinente investigación.