Aprobada la reparación en San Lázaro tras los dos accidentes

Á. de la Paz
-
Aprobada la reparación en San Lázaro tras los dos accidentes - Foto: Yolanda Redondo

El Consistorio destinará unos 5.700 euros para arreglar los desperfectos causados en la fachada del pabellón por la colisión de dos turismos en accidentes diferentes

La Junta de Gobierno Local aprobó la ejecución de obras de emergencia para reparar el exterior del pabellón de San Lázaro, afectado por dos colisiones diferentes de vehículos en un lapso temporal breve. El primero de los choques se produjo en diciembre de 2017; el segundo ocurrió el pasado mes de abril, cuando un turismo se puso en marcha solo e impactó en un punto próximo al que lo había hecho el anterior. La colisión más reciente produjo daños visibles en uno de los muros que sostiene la histórica infraestructura deportiva, remozada profundamente a lo largo de los últimos meses.
El segundo golpe sucedió cuando las consecuencias del primero permanecían aún en la estructura externa del edificio. Un fallo en el freno de mano explicó la colisión de 2017 y una circunstancia similar se apuntaba como causa de la última según el orden cronológico, aunque el vehículo incrustado tenía motor eléctrico. El edificio, catalogado como Bien de Interés Cultural (BIC), será reparado en su paramento exterior en los próximos días. El coste de las actuaciones para reparar la fachada afectada asciende hasta los 5.744,10 euros. La empresa Alfonso Peña de la Morena ejecutará las obras.
El inmueble, de titularidad municipal, ha sufrido los dos golpes en la misma pared, aunque en diferentes esquinas. La demora en el arreglo del primero se explica por la tardanza en la resolución judicial del accidente. Además, la renovación del pabellón, realizada mediante el trabajo de los operarios de los planes de empleo municipales, necesitaba de trabajadores cualificados dada su catalogación de alto interés patrimonial.
Edificio renovado. El histórico pabellón de San Lázaro ha sido objeto de una serie de reparaciones de calado que han afectado, principalmente, a la cubierta y el interior del recinto. La techumbre del inmueble, en estado de avanzado deterioro en los últimos años, ha sido retirada y será remplazada por una nueva. Además, la estructura fue apuntalada y se prevé seguir mejorando el interior.