El lío de los centrales

J. M. Loeches
-
El lío de los centrales - Foto: Rubén Serrallé

Por lesiones, sanciones e imponderables el centro de la defensa del CD Toledo ha sufrido multitud de modificaciones y este domingo se utilizará de inicio la séptima pareja distinta

Desde el mes de agosto, el CD Toledo ha arrastrado problemas de plantilla. El aumento de presupuesto que se le prometió al primer técnico, Fran Cano, se quedó en agua de borrajas y eso llevó a planificar la plantilla con pinzas, especialmente en algunas posiciones, como es el caso del centro de la defensa. Con los meses, se consiguió reforzar el puesto con Dennis Nieblas, pero las lesiones, las sanciones y los imponderables han terminado por maldecir este lugar del once. Y es que, el domingo ante el CD Guadalajara, Manu Calleja tendrá que utilizar la séptima pareja de centrales distinta en lo que va de campaña.
Dennis Nieblas es el único central específico que está sano y libre de castigos federativos, así que con Germán lesionado, Chato en el hospital y Dani Santigosa sancionado, Pascu tiene todas las papeletas para situarse junto al catalán, por lo que se ha visto en anteriores encuentros. De hecho, ambos ya jugaron unos minutos en el tramo final del Toledo-La Roda, aunque no lo han hecho de inicio.
Con lo que había, Cano arrancó el campeonato liguero con Chato y Pascu en el eje de la zaga. Un zurdo de central derecho y un lateral izquierdo como central zurdo. Tras la llegada de Germán Camacho desde México, el técnico murciano optó por el americano y Chato en la segunda jornada, en Almagro. Algo más lógico que no tuvo el efecto deseado, así que regresó a su idea en las siguientes tres jornadas. Sin embargo, en Tarancón, en la sexta, probó a Acuña y Chato. Salió bien y lo mantuvo en Ciudad Real y frente al Atlético Albacete, partido en el que se señaló al talaverano, que ya nunca ha vuelto a aparecer en el puesto de ‘4’.
Fran Cano recuperó el dúo Chato-Pascu hasta que fue destituido tras perder por 1-2 ante el Atlético Ibañés en el Salto del Caballo. Llegó Manu Calleja y confió en Germán Camacho y Chato para visitar al Guadalajara. No obstante, el valenciano vio la quinta amarilla y para el choque en casa frente al Azuqueca tuvo que colocar a Pascu con el mexicano, una pareja que ya no ha vuelto a coincidir. Rescató a Germán y Chato y los mantuvo hasta el partido en La Solana, con la única excepción de la visita a Las Delicias de Mora, ya que el americano fue expulsado la jornada anterior contra el Calvo Sotelo Puertollano, así que jugaron Chato y Pascu por novena vez.
Pero la lesión de Germán coincidió con la puesta a punto de Dennis Nieblas, así que Calleja no tuvo más remedio que meterle de inicio junto a Chato en la jornada 25 frente al Tarancón en casa. Y así fue hasta el accidente de coche de Chato. Tras varias pruebas, el entrenador verde explicó que le convenció más el mediocentro Dani Santigosa, así que estrenó su sexta pareja de centrales en la jornada 30 frente a La Roda. Sólo ha podido repetirlo en una ocasión, el pasado domingo en Casas Ibáñez, ya que este domingo tendrá que modificar a sus centrales por la sanción por cinco amarillas de Santigosa.