El pago a proveedores desciende en diciembre a 4 días

Leticia G. Colao
-
El pago a proveedores desciende en diciembre a 4 días

El del último mes registrado ha sido el plazo más bajo desde que se contabiliza este servicio, en un plazo que continúa estable entre 10 y 20 jornadas

El Ayuntamiento de Talavera ha conseguido reducir el pago medio de pago a proveedores a menos de cinco días, más concretamente a 4,84 días, según aparece reflejado en el Informe Mensual de Tesorería del pasado mes de diciembre, último de 2018. Se trata además de la cifra más baja desde que se están registrando estos pagos, y que supone que la administración local abona a los proveedores de sus diferentes servicios casi cinco días después del mes que las facturas pasan en tramitación administrativa.
Se trata, pues, de la mejor nota obtenida por la concejalía de Economía y Hacienda de Arturo Castillo, y los servicios de Tesorería e Intervención, en los últimos años, el mejor balance además para cerrar el último ejercicio anual. Baja mucho la cifra del plazo legal establecido -30 días una vez que la factura ha cubierto todos los trámites para su reconocimiento-.
El de diciembre es además el período más bajo del pasado año, y muy por debajo del resto de meses, ya que el más cercano fue el de febrero, con 7,57 días. Le sigue mayo, con 10,71, julio, con 11,45 días y enero, que pagó en 12,77 días. Por el contrario, el mes en el que más se tardó en abonar las facturas municipales fue el de agosto, que además fue el único que superó los 20 días (21,17 días).
Han sido especialmente bajos los pagos a proveedores del pasado ejercicio anual, obteniendo una media total de 13,3 días.
En lo que se refiere a la variación interanual, el descenso es igualmente significativo, ya que en diciembre de 2017 el cómputo de pago a proveedores se situó en 26,44 días. En la comparativa mensual, también cae sobre noviembre pues en este mes el Consistorio abonó sus facturas a poco más de 13 días.
La estabilidad es total en este área de la Concejalía de Economía y Hacienda, al no pasar nunca del plazo estipulado en la Ley de Transformación del Fondo para Financiación de los Pagos a Proveedores. En esta se establece que las administraciones tendrán la obligación de abonar las facturas incluidas en la Ley de Contratos Públicos dentro de los 30 días siguientes a su aprobación. En el último año, tan sólo ha sido un día el que ha pasado de los 20, aunque la mayoría se han movido entre los 10 y los 20, según aparece publicado en la web del Consistorio.
En este sentido, el concejal de Economía y Hacienda, Arturo Castillo, se muestra satisfecho del trabajo y la gestión realizada en el Consistorio para que los pagos no se retrasen y con ello, aumente la confianza en la administración local.