Madrid hará su aeropuerto y Casarrubios planteará una batalla legal para defenderse

J.A.J./Toledo
-
El presidente de Madrid, Ignacio González, presentó ayer en sociedad el ahora llamado Aeródromo del Suroeste en El Álamo. - Foto: Carlos Iglesias

El presidente madrileño, Ignacio González, acude a El Álamo para bendecir su proyecto. El aeródromo toledano presentará alegaciones para frenarlo

Definitivamente, la Comunidad de Madrid promoverá la construcción del Aeródromo del Suroeste en terrenos de Navalcarnero y El Álamo, descartando concertar este proyecto con el de la ampliación del aeródromo de la vecina Casarrubios del Monte. Aunque los gestores de este campo de aviación toledano mantienen su oferta de fusionar su proyecto con el madrileño, ambos a pocos kilómetros, para lograr un ahorro económico en la instalación resultante, anuncian que plantearán una batalla legal para defender su supervivencia frenando la iniciativa de la región vecina.
Los responsables del Gobierno madrileño han confirmado los temores expresados por la Dirección del aeródromo casarrubiero al hacer pública su intención de construir su aeropuerto sin ninguna concesión hacia la empresa toledana. Según ha podido confirmar este medio en fuentes del Gobierno de la región vecina, no se negociará con los propietarios de aeródromo toledano al apreciar que sus instalaciones están en situación de ilegalidad. Destacan que su pista penetra 300 metros dentro de territorio madrileño sin tener permiso de las autoridades aeronáuticas y del Ayuntamiento de El Álamo.
En todo caso, la Consejería de Transportes de Madrid señala que entre sus competencias no está la situación en que quede un aeródromo de gestión privada que está en la provincia de Toledo.
Ayer miércoles, el propio presidente de Madrid, Ignacio González, ha visitado los terrenos donde se ubicará el nuevo Aeródromo en El Álamo. Ha anunciado que su Comunidad va a sacar a información pública el Plan Director y el Informe de Sostenibilidad Ambiental para su construcción, según recoge una nota del Gobierno madrileño.
Su previsión es que el Ministerio de Fomento traslade la actividad que hoy se realiza en Cuatro Vientos. Esto daría una sostenibilidad económica al aeropuerto, aumentada por el proyecto de Eurovegas. González ha avanzado que el aeródromo podría estar listo para 2017, y generará hasta 15.000 empleos  gracias a que se basará en una inversión privada de más de 230 millones de euros que tendrá que realizar la empresa  a la que se le adjudique su construcción y gestión.
Se espera que el nuevo aeródromo madrileño dejará también una riqueza de 600 millones  de euros para la región vecina.

En Casarrubios, preparados para alegar. Tras confirmarse el ‘portazo’ de Madrid a cualquier entendimiento, el director del aeródromo de Casarrubios, Ignacio Elduayen, ya avisa que vigilará la tramitación del proyecto madrileño para proteger sus intereses. «En el momento en que presenten algo, habrá alegaciones», comenta señalando al Plan Director y el Informe Ambiental que deben aprobarse para esta infraestructura.
El gestor del aeródromo toledano recuerda que su instalación  comenzó a funcionar con las preceptivas licencias de Aviación Civil en 1996, por lo que no tiene sentido que casi 20 años después la región vecina cuestione su legalidad. Al apreciar que la Comunidad de Madrid ha puesto todo su peso para sacar adelante su proyecto, Elduayen anuncia que acudirá a la Junta para que, de una vez, respalde la ampliación toledana. Se pregunta si el Gobierno castellanomanchego «permitirá un aeropuerto que pueda crear molestias a los vecinos de su región, y que deje todos sus ingresos en impuestos fuera de ella».

Page pide a la Junta que pelee.

El secretario general del PSOE en Castilla-La Mancha, Emiliano García-Page, ha afirmado que espera y desea que el Gobierno regional «pelee» por la ampliación del aeródromo de Casarrubios del Monte.
Tras señalar que este aeródromo está muy cerca de la ubicación del nuevo aeródromo madrileño, García-Page ha pedido al Gobierno regional que tenga «un posicionamiento definido y que no miren hacia otro lado» en este asunto.
«Espero que pelee por esta infraestructura», remarcó.