Apanas atiende a más de 400 usuarios en todos sus servicios, 55 en cuatro pisos tutelados

latribunadetoledo.es
-

La asociación nació hace medio siglo fruto de la ‘cabezonería’ de un grupo de padres y madres de personas con discapacidad intelectual en busca de recursos para incrementar la calidad de vida de sus hijos e hijas. Iniciaron un camino que ahora continúan las 500 familias afiliadas a Apanas.
La entidad atiende a más de 400 personas en sus diferentes  servicios destinados a ofrecer apoyo y asistencia tanto a los usuarios como a sus seres queridos.
Los centros ocupacionales, esto es, aquellos recursos que tienen como finalidad la habilitación profesional y social de personas cuya discapacidad no les ha permitido aún integrarse en una empresa ordinaria, y los centros de día, asisten a unas  200 personas de diferentes edades en Toledo, Fuensalida, Calera y Chozas y Gargantilla.
Además, la asociación dispone de cuatro pisos tutelados en la capital regional, en Buenavista y la avenida de Europa, donde los residentes viven de manera independiente aunque con el apoyo de profesionales.
Otros 10 asociados utilizan el servicio de ocio y tiempo libre del colectivo y un total de 45 integran el Club Deportivo Básico de Apanas, que está federado.

Profesionales. La labor realizada no sería posible sin los 70 profesionales que prestan servicio en los distintos recursos, a los que se suman unos 30  voluntarios que colaboran desinteresadamente en las actividades organizadas.