Tolón anuncia que se trabaja en el tren de mercancías

M.G
-

La alcaldesa anuncia que ambas administraciones se reúnen desde hace tiempo para tratar el proyecto. Asegura que con esta iniciativa y el AVEextremeño Toledo será «el centro neurálgico de España»

Estación de Algodor. - Foto: H. Fraile

Hay proyectos que terminan en un cajón y otros que se reflotan en el momento adecuado. Es lo que ha ocurrido con el tren de mercancías de Toledo, una iniciativa de la que se habló bastante en las dos legislatura de Emiliano García-Page como alcalde que ha vuelto a salir a la luz en las reuniones que mantiene desde hace tiempo la alcaldesa de la ciudad, Milagros Tolón, con el ministro de Fomento, José Luis Ábalos, y el secretario de Estado de  Infraestructuras, Pedro Saura.
«Estamos trabajando en el tren de mercancías para Toledo», apuntó ayer Tolón sin más durante la visita a la biblioteca de Azucaica, a raíz de sus declaraciones sobre el avance del proyecto del AVE extremeño y el protagonismo de Toledo  «como centro neurálgico de comunicaciones de España». La alcaldesa tuvo la oportunidad de hablar con Ábalos ayer, un día importante para la red ferroviaria de la provincia por el compromiso de Ábalos para mejorarla y de implantar líneas de cercanías en Illescas y Seseña, en colaboración con la Junta de Comunidades de Castilla-La Mancha.
El tren de mercancías vuelve a cobrar fuerza a raíz del estudio informativo del AVE a Extremadura que propone rehabilitar para mercancías la vía Toledo-Castillejo, que permitiría a la ciudad recuperar este tráfico y convertir al Polígono industrial en un área logística intermodal.  Si bien, un proyecto de estas características exige un profundo análisis, reuniones y muchos números antes de aprobarlo.
En este caso, Tolón no añadió más ayer sobre el asunto, salvo que el Ayuntamiento está tratando el proyecto con Fomento, pero sí ha comentado en otras ocasiones la importancia del tren de mercancías para Toledo y su compromiso con el proyecto incluido en su programa electoral de 2015.
El proyecto lleva en el aire muchos años. Page ya lo solicitó en 2011 aprovechando que el socialista José Blanco ocupaba la cartera de Fomento, pero no hubo suerte y el tren de mercancías no terminó de materializarse después con el Gobierno del Partido Popular. «Toledo vuelve a subirse al tren», explicó en su momento el alcalde, puesto que el compromiso parecía cobrar fuerza con la firma de un protocolo a tres bandas -Fomento, Junta de Comunidades y Ayuntamiento- gracias al Plan Estratégico de Impulso al Transporte Ferroviario para recuperar esta antigua línea que quedó desmantelado con la llegada del AVE a Toledo y crear una nueva terminal logística intermodal en el entorno de la ampliación del Polígono Industrial. Esta última contaba además con el respaldo de los empresarios.
El documento definía el papel de cada una de las administraciones, ya que el Gobierno regional tenía encomendado el encargo de los estudios sobre la ubicación de la nueva terminal, el proyecto de la infraestructura y la inversión necesaria para ponerla en pie.
En aquellos momentos, incluso llegó a plantearse que la inversión se materializaría a través de un sistema de colaboración público-privado sujeto a un modelo concesional por un periodo de 25 o 30 años. Sin embargo, no se supo más y Page solicitó reuniones con la ministra de Fomento, Ana Pastor, en 2014 para obtener información sobre un proyecto que figuraba como uno más en la lista del Plan de Infraestructuras que presentó el Ministerio en 2013, en el que se maneja como plazo máximo el año 2024 para que Toledo cuente con su tren de mercancías.