Tu privacidad es importante para nosotros

Utilizamos cookies propias y de terceros para analizar nuestros servicios, medir las audiencias, personalizar el contenido que ofrecemos y mostrarte publicidad adaptada a tus intereses mediante la obtención de los datos necesarios para perfilar tus hábitos de navegación e inferir grupos de interés.
Podemos asimismo utilizar fuentes de datos externas para elaborar estos grupos de interés, así compartir los análisis de navegación y los grupos de interés inferidos con terceros con el objetivo de personalizar contenidos y campañas publicitarias.
Puedes personalizar los propósitos para los cuales permites el uso de tu información, utilizando los siguientes botones:
Puedes también consultar la política de cookies al completo aquí.
Saber más

El CD Toledo inicia 2020 a lo grande

Área 11
-
Hasta cuatro celebraciones tuvieron los jugadores del CD Toledo en Azuqueca. - Foto: Laura Pérez (CD Toledo)

0
CD Azuqueca
4
CD Toledo
Finalizado
Los jugadores de Manu Calleja endosan una goleada por 0-4 al CD Azuqueca en el San Miguel

Victoria muy clara y contundente por 0-4 de un Toledo que fue muy superior y supo plasmar su juego de manera perfecta durante los 90 minutos de juego. Por su parte, el CD Azuqueca ha iniciado este año nuevo de una manera terrible ya que una goleada de este calibre en casa nunca es fácil de digerir. Los goles de Titi, en dos ocasiones, Esparza y Pituli sentencian a un equipo local que sigue cuesta abajo y ya ve de muy cerca la zona de descenso..
El partido arrancó con mucha fuerza y los visitantes mostraron desde el inicio sus credenciales. Traoré ametralló a Alan en la primera acción ofensiva del encuentro y el meta debutante fue capaz de sacar milagrosamente un esférico que se colaba en su portería de manera magistral. El asedio no terminó con esta oportunidad, las ocasiones a balón parado y jugadas de estrategia se sucedían y daba la sensación de que los visitantes estaban rondando el primero.
De nuevo Alan estuvo acertado para evitar el 0-1. Esta vez paró un remate de Mario García que parecía que significaría el primero del encuentro pero el guardameta dejó al jugador toledano con la miel en los labios.
El primer momento en el que parecía despertar el Azuqueca llegó poco antes del primer cuarto de hora de partido. Los locales se sacudieron la presión constante del Toledo y tuvieron algunas oportunidades de golpear primero contra todo pronóstico. La primera la tuvo Raúl con un remate de cabeza que se marchó fuera por muy pocos centímetros. Unos minutos más tarde Migallón tuvo el 1-0, pero falló la oportunidad más clara del choque al fallar un mano a mano ante Machuca que frenó el cuero con su cuerpo para después atrapar el balón desbaratando así la oportunidad.
Pese a este oasis en el desierto que fueron estos minutos el equipo visitante volvió a tomar el control del partido haciendo pagar a los locales su poco acierto de cara a portería. En el 24 Titi adelantaba al Toledo con un cabezazo muy estético tras un centro de Pituli desde la banda derecha. El delantero del conjunto toledano se quedaba completamente solo y, a placer, marcaba el primer gol del encuentro. Esta vez Alan no pudo obrar el milagro ya que el remate de Titi fue muy escorado y ningún portero podría haber evitado el 1-0.
El gol de los visitantes lejos de hundir al Azuqueca les hizo despertar. Los hombres de Parras fueron a por el empate y lo rozaron desde el punto de penalti. Migallón fue derribado en el área rival y el colegiado decretó la pena máxima. Javi Martín fue el encargado de ejecutarlo pero su remate fue terrible. El extremo rojinegro intentó un remate ‘de Panenka’ que se marchó fuera. La afición local no se lo podía creer.
Justo antes de que el árbitro indicase el camino a vestuarios el equipo de Parras la volvió a tener, Migallón no fue capaz de dirigir correctamente su disparo y la figura de Machuca se agigantó para salvar a un Toledo que estaba sufriendo bastante desde que se había puesto por delante en el electrónico. Con estas oportunidades perdidas se llegó a un descanso que estaba pidiendo a gritos el entrenador del Toledo.
En la segunda parte fueron los visitantes los que volvieron a tomar el ritmo del partido; únicamente habían pasado seis minutos desde que el encuentro se había reanudado cuando Titi marcaba el segundo gol del partido. Alan detenía un disparo a bocajarro pero no era capaz de detener el cuero y el rebote fue aprovechado por el delantero del conjunto toledano que volvía a ver puerta desde una posición muy cómoda, una vez más.
Sin tiempo para reaccionar llegó el tercer gol del Toledo. Esparza no perdonó en el mano a mano ante Alan. Los jugadores del equipo local reclamaron una posible falta sobre Mayordomo instantes antes de que el jugador toledano se plantara ante Alan. El Azuqueca recibía el 0-3 sin tiempo para reaccionar y ante una diferencia que hacía pensar que la machada de remontar y poder sacar algún punto era prácticamente imposible.
Los verdinegros no se rindieron y pudieron recortar distancias en una oportunidad muy clara que terminó en el poste tras tocar en Machuca. Javi Martín volvía a perdonar y los visitantes iban a volver a castigar los fallos de los locales. En el 75 llegó el definitivo 0-4. Pituli marcaba el último gol de un partido en el que la goleada no refleja realmente el juego de ambos conjuntos. Los visitantes fueron certeros, vinieron, vieron y vencieron de manera magistral ya que supieron sacar petróleo de casi todas sus oportunidades en la segunda mitad.
Esta victoria deja al Toledo a tres puntos del liderato y al Azuqueca muy tocado ya que empieza a acercase de manera muy peligrosa a los puestos de descenso.