scorecardresearch
Alejandro Bermúdez

Con los pies en el suelo

Alejandro Bermúdez


Desorden en cualquier orden…

15/10/2021

Está claro que 'los dioses' se han enojado con Occidente y han cegado a sus malcriados residentes, para que ellos solitos se busquen la perdición. Otra cosa no es posible si vemos cómo la estupidez se va imponiendo cada día, incluso en las más altas instituciones ¿analizamos?
Empezaremos por lo más básico. Reparen ustedes la trayectoria que va cogiendo la violencia en los botellones. El botellón es una de las expresiones más elocuentes del borrego-salvajismo imperante. Se junta un rebaño amorfo, sin diez gramos de peso medio por cerebro y en lugar de pastar, abrevan. Después de abrevar, animados por las pócimas que engullen, ya pueden quemar España… siempre hay motivos…
El botellón, como tantas aberraciones que vemos multiplicarse, no es casualidad. Nació poco a poco y nadie se atrevió a cortarlo de raíz ¡Cualquiera tuerce el rumbo de nuestros retoños! Ahora el monstruo es grande y lo más que se puede hacer es pedirles que "no arrasen toda la ciudad el mismo día, que lo hagan poco a poco para que vaya dando tiempo a reconstruirla para que la vuelvan a arrasar.
Lo del senil Biden es para nota. No tiene bastante con haber tenido que abandonar Afganistán sin conseguir hacer de ese país un lugar habitable. No tiene bastante con ir preparándose para soportar el empuje chino y tantos otros problemas reales, que ahora se inventa una revisión de la actuación de los colonizadores de América, entre los que seguro están sus antepasados… ¿No lo han cegado los dioses, quizá esos mismos dioses a los que hasta la colonización, los nativos ofrecían sacrificios humanos? Otro ejemplo más.
De las muchas con que nos ¿sorprende? cada día Pedro Sánchez, la de trasladar fuera de Madrid parte de las grandes instituciones del Estado, merece lugar de honor. Sobre todo por cuál es el objetivo que pretende: empequeñecer Madrid para castigar a su presidenta.
Sinceramente me niego a tomarme en serio esta propuesta, pero por si de verdad lo dice en serio, le voy a sugerir que, si su objetivo es debilitar a Isabel Díaz Ayuso, lo que tiene que hacer es trasladarla a la oposición ayudado por sus brigadas de okupas, bildus, y rufianes. De esta manera podrá dejar en paz a los madrileños. ¿Se atreve?  
Nos dicen que se trata de una medida para combatir la despoblación. Con esta premisa es obvio que el destino de los organismos desterrados no puede ser las grandes ciudades, lo contrario sería un contrasentido. Me imagino que buscará pueblos deshabitados por toda nuestra geografía: sierra Norte de Guadalajara, montañas de Asturias y León, Cinco Villas de Aragón, Soria, Sierra de la Culebra de Zamora, Teruel, etc. etc. etc.
Yo me imagino que los altos funcionarios de estos organismos estarán encantados con su ida a plena naturaleza, como lo estarán también los usuarios de sus servicios. Porque, imagínense que nuestro Tribunal Supremo, por ejemplo, lo plantan en Villardeciervos o en Santa Cruz de los Cuérragos. Al mismo tiempo que uno asiste a una vista ante el Alto Tribunal puede aprovechar para un avistamiento de lobos a la atardecida…
Por otra parte, nuestros jóvenes, con los cuatrocientos euros que les van a soltar por votar a los socialistas, pueden hacer visitas guiadas a cualquier nueva sede repoblada para empaparse del espíritu descentralizador. Como ven el camino va derecho…