Cabalito

Ignacio Ruiz


Menos por menos es más

22/08/2020

Está visto que nos queda una legislatura larga, dura y difícil y por qué no decirlo, también cruenta. Los meses del confinamiento versión 1 (hasta mayo) van a ser ”pedito de monja", en comparación con este otoño.

Sin expertos que asesoren, sin “influencers” que aporten, sin libertad para opinar, sólo nos queda rezar para que no metan la pata en las próximas decisiones. He tomado como asesor a mi hijo de 10 años, y me ha dado 3 pautas para caerse de espaldas:

Estar encerrados 3 meses no ha servido de nada.

Los niños enfermamos a los abuelos.

Los políticos no han tomado decisiones, porque no han mejorado ni solucionado nada.

¡Échale al niño! Seguro que la carga de profundidad de estas 3 simples ideas es mucho más honda que la de docenas de asesores que se la cogen con papel de fumar.

Cómo le cuento a mi hijo que sí han tomado decisiones: contradictorias, erráticas a la par que inútiles. Cómo le contamos a nuestros hijos, de la edad que sean, que este verano puede ser el último que vean a todos sus seres queridos y los responsables de las pérdidas humanas pueden ser ellos. Cómo les vamos a rescatar del pozo de pena/rabia en el que los vamos a sumir, y nos vamos a sumir todos, a partir de septiembre.

Los que pierdan o han perdido algún/os ser/es querido/s. Los que se han quedado sin trabajo. Los que no tienen para comer adecuadamente. Los que les han quedado secuelas tras pasar la Covid19. Los que no salen de casa por miedo terrorífico a la gente y a la enfermedad.

¿Cómo vamos a rescatarnos?¿Así es como salimos? ¿Cuál era el eslogan del gobierno? Nos hemos liquidado las pensiones del futuro y del presente. Se van a pulir los ahorros de los ayuntamientos que podrían dedicar a los comercios de cercanía en este tiempo, ¿para qué?

Han finiquitado el sector turístico, ahora vamos camino de cepillarnos al agroalimentario con precios irrisorios, caminamos hacia otro confinamiento y así es como dicen que salimos más fuertes.

Pues eso, que en matemáticas a mí me explicaron que menos por menos es más y yo sigo viendo a Sánchez y a Iglesias y sin encontrar lo positivo.