scorecardresearch
Jesús Morales

Nada particular

Jesús Morales


Rumores

20/09/2022

Corre por Talavera un runrún que yo presiento que son sólo rumores como cantaba la gran Raffaella -perdonen si no lo escribo bien- según tales rumores aprovechando las actuales obras de restauración del Prado se construiría una carretera que más o menos iría de la plaza de toros a enlazar con la antigua N-V. Semejante dislate partiría el parque en dos y cambiaría absolutamente el sentido y la morfología del Prado, supongo que nadie en su sano juicio  puede pensar en una cosa así y ponerlo todo patas arriba de  manera tan vergonzosa. En El Prado hay una disposición muy inteligente que hace que los visitantes a la Ermita pasen por varios recintos hasta llegar a esa especie de santa sanctorum que es donde se encuentra la Virgen y una carretera que divida el parque es impensable. Ocurre que hemos visto a tantos alcaldes hacer con la ciudad, con el patrimonio de Talavera, tantas barbaridades que a uno se le instalan en la cabeza ideas un tanto inquietantes.
Aunque conozco poco de los planes de Tita Élez, imagino que no estará en sus planes pasar a engrosar la lista de alcaldes destructores del patrimonio encabezada sin duda por el que sin temblarle el pulso suprimió de un plumazo el mercado que llevaba celebrándose en la ciudad cientos de años, lo que con ser grave y  embarazoso era poco más o menos como lo que hizo Pablo Tello con la cárcel de la Santa Hermandad y  lo que hicieron desde el siglo XIX sus predecesores tumbando la Puerta der Cuartos o en el año de mi nacimiento el Arco de San Pedro, patrimonio que desapareció por las ideas y proyectos miopes de gente iletrada que nos dejó a las generaciones posteriores con dos palmos de narices y  a una ciudad de cierto interés artístico completamente degradada en su patrimonio.
Desde el siglo XIX han sido muchas las mermas que Talavera ha sufrido por culpa de alcaldes completamente ajenos a la importancia de los monumentos con los que contaba la ciudad, dejando a ésta en un estado lamentable
Quiero creer que la alcaldesa no va a engrosar la lista de destructores del patrimonio  que tanto daño han hecho a la ciudad convirtiendo lo que podría ser un lugar de interés  y cierta belleza en un tocho impersonal y vulgar al que hace falta bastante voluntad y ciertas ganas de volver al pasado para amarlo. La reciente desaparición del Mercado, como escribía antes es prueba de que las  barbaridades no se hicieron sólo en el pasado, por eso estoy seguro que lo que dicen sobre esa carretera son únicamente rumores y cotilleos de desocupados.

ARCHIVADO EN: Talavera de la Reina