scorecardresearch

La iglesia de Carranque renace de sus cenizas

Mario Gómez
-

Un año después de que el fuego devorase el templo parroquial en plenas fiestas, los carranqueños han podido ver como la iglesia parroquial luce todo su esplendor. Los fieles abarrotaron la celebración eucarística presidida por el arzobispo de Toledo

«Estamos ante un día histórico», refería Josué García, párroco de Carranque durante su agradecimiento tras la eucaristía de acción de gracias con motivo de la reapertura al culto del templo y de la festividad del Cristo de la Fe.

Hace casi un año, en la madrugada del 4 de septiembre Carranque amanecía con la triste noticia de que, en plenas fiestas, se había incendiado su iglesia y con ella habían desaparecido varias de las tallas que con tanto cariño los vecinos veneraban. Ahora, «gracias al esfuerzo de los vecinos» y «al apoyo de las Administraciones», el pueblo puede celebrar sus fiestas del Cristo de la Fe con todo su esplendor.

Una celebración eucarística presidida por el Arzobispo de Toledo, Francisco Cerro y que contó con representación de instituciones como la Diputación de Toledo, la Delegación Provincial de la Junta de Comunidades de Castilla-La Mancha en Toledo, o la Policía Nacional, además de los feligreses que abarrotaron el templo para esta primera misa tras la rehabilitación.

Un año después de ser pasto de las llamas, Carranque ha podido reinaugurar su templo parroquial.Un año después de ser pasto de las llamas, Carranque ha podido reinaugurar su templo parroquial. - Foto: Yolanda Lancha.Cargada de simbolismo, esta primera celebración, contó con la participación del Coro parroquial 'Cristo de la Fe' y acompañada por la Banda municipal 'Villa de Carranque', y sirvió de recuerdo tanto por parte del Arzobispo como del propio párroco de los difíciles momentos que supusieron enterarse de la noticia, así como la entereza con la que se han llevado a cabo las obras, «capitaneadas por Don Josué», tal y como reconocieron los propios feligreses en una carta leída al final de la eucaristía, cuando regalaron al párroco un plato de cerámica en «reconocimiento de su trabajo y dedicación para lograr recuperar la iglesia». 

En el mismo tono afable y agradecido se expresó Cerro, quien además de tener palabras cariñosas para el párroco y los carranqueños, quiso materializar ese afecto con el regalo de un anillo episcopal y un corporal, como recuerdo de esta fecha.

Anunció que «volveré siempre que pueda a celebrar la Fiesta», algo que fue muy bien recibido por los vecinos, como también lo fue el anuncio de que se va a proponer que «las fiestas del Cristo de la Fe vuelvan a celebrarse siempre el 4 de septiembre, tal y como era antaño y recordando la efeméride del incendio», anunció el párroco, quien se lo trasladará al Ayuntamiento y al Arzobispado en próximas fechas.