El día de los 'gallistas' en Villaseca

Dominguín
-

Gran coloquio de nivel, con varios expertos sobre la vida de Joselito 'El Gallo', que descubrieron aspectos poco conocidos del malogrado torero. Diego San Román recogió el premio como triunfador del Alfarero de Oro del año 2019

El día de los ‘gallistas’ en Villaseca

El pasado jueves en Villaseca se organizó un coloquio titulado ‘Gallito, de figura del toreo a leyenda de la Tauromaquia’. En él, participaron un nutrido grupo de contertulios conocedores del entorno y de la figura de Joselito.
La moderación del coloquio fue llevada de manera magistral por Álvaro Acevedo, un habitual en las charlas de Villaseca, donde debatieron Andrés de Miguel, presidente de la peña taurina ‘Los de José y Juan’, Armando Martín Capilla cirujano jefe de la plaza de toros de Villaseca de la Sagra, Evaristo Olcina Tejedor hijo de una de las propietarias plaza de toros ‘La Caprichosa’ de Talavera de la Reina y Fidel Carrasco, autor del libro Plaza de Toros la Monumental de Sevilla.
Se analizó la época vivida por el torero, de un matador que a los 25 había conseguido mandar en el toreo. Supo influir en todos los estamentos del toreo. Principalmente en los ganaderos, pero también en los empresarios, en los nuevos proyectos de plazas monumentales. Carrasco hablo sobre la filosofía del torero sevillano, de que fuese cuanta más gente a los toros mejor, de abaratar entradas, de hacer accesible una corrida de toros, como consiguió viendo inaugurar la plaza monumental de Sevilla, la cual se clausuro a su muerte.
Destacaron los contertulios, que Joselito era un torero de época, que para nada estaba triste, lo que a posteriori se dijo del torero. Evaristo Olcina, nos manifestó que por el trágico suceso en la plaza de Talavera y de su vinculación familiar al coso de La Caprichosa, le hizo enamorarse de su figura. Destacó que, en el coso, ya no existe la enfermería de esta fatídica tarde, pero si multitud de recuerdos y menciones que mantienen viva al llorado matador de toros de Gelves.
El doctor Armando Martín Capilla, a preguntas del público indico que los recursos sanitarios de la enfermería de Talavera eran limitados, y la formación de los médicos escasa, lo que no escusa que la cornada era mortal de necesidad y no se podía haber hecho nada por salvar su vida esa fatídica tarde del 16 de mayo de 1920.
Los asistentes quedaron prendados del coloquio que engrandeció un día más las Jornadas Taurinas de Villaseca, con un salón de catos otra vez colmado de aficionados que fieles a su cita acuden cada tarde a este municipio sagreño.
Al finalizar esta cuarta jornada, el alcalde de Villaseca de la Sagra, Jesús Hijosa, hizo entrega a Diego San Román del galardón que le reconoce como triunfador del prestigioso Alfarero de Oro del año 2019, por su gran actuación ante astados de la ganadería de La Quinta.