Las Angustias salva la alerta naranja

L.G.E.
-

Después de quedarse dos 'viernes santos' a resguardo por la lluvia, ayer procesionó por el treinta aniversario de la refundación de la Hermandad. Lo hizo a hombros, al igual que la 'borriquita' en la última Semana Santa

Alas ocho menos cuarto a la salida de Santas Justa y Rufina solo había cuatro policías locales. Llovía y uno auguraba que parecía que luego iba a llover más. Sin embargo, dentro del templo terminaba la misa de la festividad de la  la Festividad de los Dolores de la Santísima Virgen  y el consiliario de la Hermandad de las Angustias, el sacerdote Francisco Javier Salazar, aseguraba por los pasillos: «Sí salimos, se va a pasar la tormenta».
Había ganas de que saliera en procesión Nuestra Señora de las Angustias.Y es que durante dos ‘viernes santos’ ha tenido que quedarse a resguardo por la lluvia. Hoy también amenazaba agua e incluso había alerta naranja.
Pero la DANA respetó a la Venerable, Real e Ilustre Hermandad de Nuestra Madre María Inmaculada en su Mayor Angustia y Piedad y Cristo Rey en su entrada triunfal en Jerusalén. Procesionaron para conmemorar el treinta aniversario de su refundación.
El rostro de la Virgen es de 2009, el cristo es del XVII.El rostro de la Virgen es de 2009, el cristo es del XVII. - Foto: Yolanda RedondoA las 20:00 se ordenó poner la rampa y cuatro minutos más tarde se abrieron las puertas y los músicos de la banda de Argés que se presentaron con paraguas, los dejaron dentro de la parroquia.
Nuestra Señora de las Angustias salió con su manto granate y sus claveles blancos portada a hombros (en Semana Santa esta hermandad ya procesionó así la ‘borriquita’). Para salvar la puerta tienen que bajar la cruz y los costaleros teben agacharse por turnos (ahora los de delante, ahora los de detrás). Y con todo la corona pasa justa. El Himno de España recibió a las Angustias en la calle a las 20:20. En otoño sí se ha podido.


Más fotos:

La procesión salió veinte minutos después de dejar de llover.
La procesión salió veinte minutos después de dejar de llover. - Foto: Yolanda Redondo
En la misa de vísperas recibieron diez nuevos hermanos.
En la misa de vísperas recibieron diez nuevos hermanos. - Foto: Yolanda Redondo