Vida multiplicada en la Campana de Oropesa

J.M.
-
Las rutas de senderismo forman parte de la programación fuera de los meses de competición. - Foto: Facebook Juegos de la Comarca

La cuarta edición de los Juegos de la Comarca comienza hoy con la participación de unos 500 competidores. Ha cumplido el propósito de dar vida a unas localidades con despoblación

Ginés Montes, vecino de El Puente del Arzobispo y técnico de laboratorio, estaba preocupado por la despoblación de la comarca de la Campana de Oropesa y buscó una manera de fundir a los vecinos y a los municipios en un objetivo común que avivara esta parte deprimida de la comarca. Tras tres ediciones de los Juegos de la Comarca, el promotor de este colectivo constituido como asociación pone como ejemplo a Francisco, que vive en Madrid y ahora frecuenta El Puente para poder competir en diferentes pruebas. O la fundación de un club de petanca en Azután y otro de mountain bike en Oropesa a propósito del concurso. O la abundancia de mujeres que practican ahora pádel.
Este año, los organizadores quieren multiplicar el efecto en la población con el fomento de las pruebas para participantes en edad escolar, la incorporación de la categoría femenina en casi todas las disciplinas y la involucración de participantes entre los 50 y los 80 años, con las rutas de senderismo. «La gente que no venía a los pueblos ahora está aquí casi todos los días. Y como todos íbamos al instituto de Oropesa, pues la gente se recuentra después de 10 o 15 años», apunta Ginés, en referencia a parte de los 500 participantes en las 12 disciplinas que comenzarán a disputarse hoy con el duatlón en Oropesa.
El piragüista talaverano Francisco Cubelos, con familia en Lagartera, sucederá a la motorista María Herrera como padrino de la competición. En juego, está también el premio más importante, según Ginés: el de la mejor afición. En los dos últimos años, Las Ventas de San Julián, el más pequeño con 230 empadronados, se ha adjudicado el galardón por juntar en cada prueba a un nutrido grupo de espectadores que recorren los pueblos.
Los 11 ayuntamientos se han prestado esta edición a sufragar todos los gastos de inscripción, por lo que han pasado de aportar 200 euros cada uno a 400 euros, lo que ha conllevado que los competidores hayan dejado de abonar los cinco euros de participación.
Los municipios participantes son los siguientes: Alcolea de Tajo, El Bercial, Azután, El Puente del Arzobispo, Torrico, Valdeverdeja, Oropesa, Lagartera, Herreruela de Oropesa, La Calzada de Oropesa y Las Ventas de San Julián. Cada uno albergará una de las doce disciplinas de que constan los Juegos de la Comarca. La competición concluirá el próximo 15 de junio con la ceremonia de clausura en La Calzada de Oropesa, donde se entregarán las medallas y los trofeos a los ganadores a título individual y por localidad.
Las disciplinas y los pueblos anfitriones de cada prueba se repartirán durante los tres próximos meses: fútbol sala (El Puente del Arzobispo), balonces 3X3 (Oropesa), pádel (Valdeverdeja), tenis (El Torrico), frontenis (Las Ventas de San Julián), pesca (Alcolea de Tajo), tenis de mesa (El Bercial), petanca (Azután), natación (La Calzada de Oropesa), bar games compuesto por futbolín, dardos y mus (Lagartera), carrera de mountain bike (Herreruela de Oropesa) y la carrera de atletismo (La Calzada de Oropesa).
Los organizadores comienzan en noviembre la preparación de los Juegos de la Comarca con la implicación de un equipo de 25 integrantes, más el voluntariado de cada pueblo que colabora en la disputa de las disciplinas locales. Los participantes deben ganarse un puesto en las preliminares como representantes de sus respectivos pueblos. «Es el acontecimiento del año en la Campana de Oropesa», asevera Ginés, quien se manifiesta exultante por el resultado: «Estoy encantado. Me llena de orgullo, sobre todo porque el objetivo es hacer comarca. Hay una despoblación abismal y durante unos meses aportamos nuestro granito de arena para que haya vida».
La asociación Juegos de la Comarca organiza más actividades el resto del año, como una jornada astronómica, unas rutas de senderismo, una marcha cicloturista y diferentes torneos deportivos y de juegos populares. Como fuera de la competición aunque en pleno periodo de pruebas, celebrarán los días 13 y 14 de abril la segunda edición de una carrera de 102 kilómetros en 24 horas. El año pasado, fue la única de esta distancia disputada en Castilla-La Mancha.