El Virgen de la Salud se vuelca en la atención emocional

LT
-

Trabaja con personas con enfermedades avanzadas y sus familiares, a fin de mejorar su calidad de vida

El Virgen de la Salud se vuelca en la atención emocional

El Equipo de Apoyo Psicosocial de Cuidados Paliativos del Complejo Hospitalario Universitario de Toledo, dependiente del Sescam, ha realizado desde el inicio de la pandemia una labor de apoyo emocional a todos los pacientes paliativos y sus familiares, amortiguando en la medida de lo posible las necesidades psicológicas.
La doctora Inmaculada Raja, coordinadora de la Unidad de Cuidados Paliativos del Complejo Hospitalario Universitario de Toledo, explica que actualmente se realiza el seguimiento del proceso de duelo de todos los familiares de pacientes paliativos que han fallecido durante la pandemia, ya que se ha generado un mayor número de «duelos patológicos».
Para la doctora Inmaculada Raja, «esta situación ha alterado el funcionamiento normal de la atención al paciente paliativo y a sus familias por lo que en la actualidad nos vemos en la necesidad de incrementar el apoyo emocional  porque ayudan a reducir los niveles de malestar emocional y ansiedad, a resolver dudas y a facilitar una mejor elaboración del duelo posterior».
Desde el año 2008. El Equipo de Apoyo Psicosocial de Cuidados Paliativos del Complejo Hospitalario Universitario de Toledo ha atendido a más de 14.000 personas desde su puesta en marcha hace doce años, gracias a la colaboración del Gobierno de Castilla-La Mancha con la Fundación La Caixa, a través del programa de atención integral a personas con enfermedades avanzadas y sus familiares.  
Desde esa fecha, 5.754 pacientes y 8.538 familiares han recibido apoyo del equipo coordinado por la doctora Inmaculada Raja y compuesto por tres psicólogas y una trabajadora social. Además, más de 500 familiares han sido atendidos en el programa de duelo.
La doctora Inmaculada Raja explica desde la experiencia en estos años de funcionamiento que «cuando una persona llega al final de su vida, después de una larga y penosa enfermedad, le invade el miedo. Por eso, cada uno de los miembros del equipo intentamos llenar de calidad de vida y de calidez humana, el proceso que vive el enfermo paliativo y su familia porque nuestro papel fundamental es el de acompañar y aliviar todo el sufrimiento que puede generar este periodo de la enfermedad».
Por todo ello, este servicio ha contribuido a mejorar, si cabe, la calidad de la atención integral a  estos pacientes y sus familias que ya eran previamente atendidos por la Unidad de Cuidados Paliativos del Complejo Hospitalario de Toledo.
«Los resultados numéricos asistenciales son muy buenos, pero lo son mucho más las huellas que todos esos pacientes y sus familiares han dejado en los profesionales de la Unidad, al acompañarlos a realizar ese camino hacia el final»,  explica la coordinadora del programa.
Programa psicosocial. La puesta en marcha de este Equipo Psicosocial se debe a la implicación de la Fundación La Caixa, que en el año 2008, consciente de la necesidad creciente de atención psicosocial a los pacientes paliativos, pone en marcha, promueve e impulsa el Programa para la atención integral a personas con enfermedades avanzadas y sus familiares, junto con la gestión del equipo y el apoyo que realiza la Fundación Instituto San José en el caso del equipo de Toledo.