scorecardresearch

Arroyo pide «flexibilización» en las medidas para el campo

Redacción/Madrid
-

El consejero de Agricultura defiende que parte de la solución pasa por reducir barbecho, abrir nuevos mercados o una ayuda directa «a tanto alzado»

Arroyo pide «flexibilización» en las medidas para el campo - Foto: Juan Lázaro

El campo está sufriendo las consecuencias de la invasión de Putin a Ucrania, y se hace necesario activar soluciones que palíen sus efectos. Para Castilla-La Mancha pasan por un paquete de medidas de «flexibilización» de políticas públicas o de aplicación de los reglamentos comunitarios para salvar este bache.

Lo pidió el consejero de Agricultura de Castilla-La Mancha, Francisco Martínez Arroyo, este miércoles en la Conferencia sectorial celebrada en el Ministerio, en Madrid, y que presidió el ministro del ramo, Luis Planas.

Arroyo reclamó poder aumentar la superficie de siembra –tanto en aceite de girasol y cereales de invierno dada la situación actual–, lo que conlleva reducir la superficie marcada como obligatoria para barbecho.

«Flexibilidades necesarias» dijo, para obtener materia prima para la elaboración de piensos que en estos momentos preocupa al campo regional. También la «flexibilización de los contingentes arancelarios» que permitan la entrada de nuevos mercados para suplir esa «falta», y medidas en los programas de desarrollo rural.

Martínez Arroyo puso sobre la mesa de esta reunión con sus homólogos autonómicos una ayuda directa «a tanto alzada», como la que se activó en los peores momentos de la pandemia, para mantener la rentabilidad de las explotaciones. No con nuevos recursos, sino con recursos disponibles que no exijan justificación.

En definitiva, flexibilización en siembras, mercados y ayudas directas para mitigar esta crisis.