scorecardresearch

Ecologistas, «preocupados» por la muerte de 9 rapaces en 2022

LT
-

Ecologistas en Acción y WWF España denuncian que la Junta no se ha pronunciado sobre las causas de la muerte, posiblemente por intoxicación o caza ilegal

Ecologistas, «preocupados» por la muerte de 9 rapaces en 2022

Ecologistas en Acción y WWF España han denunciado ante la Delegación Provincial de Desarrollo Sostenible la muerte de varias rapaces localizadas en 2022 en el marco del seguimiento conjunto que ambas ONG en la provincia.

Las aves, halladas por técnicos del proyecto en distintos puntos de la provincia, corresponden a nueve ejemplares de rapaces protegidas: águila imperial ibérica, milanos reales y búho real. Las causas de la muerte apuntan a una intoxicación o al uso de veneno y, en otro de los casos, a un disparo ilegal.

Según informaron ambas organizaciones, los restos de un águila imperial ibérica y siete milanos, ambas especies en peligro de extinción, así como de un búho real, catalogado en régimen de protección especial, se hallaron entre enero y febrero, mientras se hacía el trabajo de campo del proyecto.

Los hechos fueron puestos en conocimiento de los agentes ambientales, que recogieron los cadáveres y los trasladaron para investigar las causas. Del reconocimiento, se desprende que parte pudieron morir por intoxicación o por veneno y, al menos, otro ejemplar por disparo. Las circunstancias podrían constituir un delito y se podría iniciar una investigación penal.

Ecologistas en Acción y WWF denunciaron estos casos ante la Delegación Provincial de Desarrollo Sostenible, a la que también requirieron información formalmente sobre las causas de las muertes. Tres meses después, no han recibido respuesta de la Delegación.

De hecho, se desconoce si se han hecho los informes forenses y toxicológicos que podrían facilitar la investigación de los casos, ante la clara posibilidad de que se trate de hechos delictivos o punibles.

En años anteriores, el número de individuos muertos en estas circunstancias registrados por las organizaciones variaba entre uno y tres dependiendo del año. Un número que estaba lejos de los «preocupantes» nueve hallados en los dos primeros meses de este año, destacaron Ecologistas y WWF.

Este dato «pone en evidencia un alarmante repunte de estas acciones criminales contra la fauna que necesita que se activen los mecanismos de investigación y sanción de la Delegación Provincial».

De ahí que hayan reclamado una respuesta a las denuncias por parte del delegado provincial, Tomás Villarrubia, e instan a que se tomen medidas para prevenir los delitos contra la fauna en Toledo. Según indicaron, la provincia, una de las más problemáticas por el veneno y la caza ilegal, «no responde administrativamente a muchas de las denuncias que interponen las ONG y los agentes ambientales».

Según los datos de WWF y SEO /BirdLife, Toledo es la provincia que encabeza el número de envenenamientos de águila imperial ibérica en la última década y la quinta en el caso del milano real.