scorecardresearch

'La Ronda' desconoce a quién representa la Plataforma

J. Monroy
-

La Asociación de Vecinos, abierta a la colaboración de quien se quiera acercar, apunta, no obstante, que ciertas críticas pueden dificultar acuerdos ya cerrados con el Ayuntamiento para Buenavista

‘La Ronda’ desconoce a quién representa la Plataforma - Foto: David Pérez

La Asociación de Vecinos 'La Ronda', del barrio de Buenavista, ha salido al paso de las críticas que durante las últimas semanas ha elevado la Plataforma de Afectados por el Ruido de la To-20 y To-21. Tras preguntar por las urbanizaciones supuestamente más afectadas por el ruido, no ha podido detectar a cuántos vecinos representa esta. Abierta a la participación de quien se quiera acercar, 'La Ronda' alerta de que ciertas manifestaciones, elevadas de tono en ocasiones, pueden dar al traste con algunos acuerdos alcanzados ya con el Ayuntamiento para la mejora del barrio.

Durante las últimas semanas, la Plataforma ha venido solicitando, al igual que ha hecho la Asociación, que se dote de un verdadero sentido urbano a las carreteras To-20 y To-21. Ha recurrido a Defensor del Pueblo, Alcaldía y DGT. Ha criticado la labor del edil de Tráfico, Juan José Pérez del Pino. Y finalmente, ha anunciado alegaciones al Plan de Movilidad Sostenible, donde ha incluido cuestiones pactadas entre Asociación y Ayuntamiento, como la accesibilidad en el barrio, y otras muy trabajadas ya, como el centro de mayores (promesa electoral de Tolón y con dotación para el proyecto), la iluminación y el arbolado.

'La Ronda' de Buenavista, como asociación representante del barrio quiere hacer las siguientes consideraciones a los artículos que están apareciendo en la prensa escrita La Tribuna de Toledo.

Para empezar, «desconocemos la representatividad que tiene la 'recién' aparecida Plataforma de afectados por el ruido de la To-20 y 21». La Asociación se ha puesto en contacto con los vecinos que podrían estar afectados por el mencionado ruido (por la proximidad de sus viviendas a dichos viales) y «nos dicen que desconocen quién la forma y a quién puede representar la citada Plataforma y que los ruidos, desde la colocación de las pantallas acústicas no son una molestia (más allá de tener una vía pegada a sus casas), por lo que dudan de la representatividad de esta Plataforma».

«Por nuestra parte pensamos que, respetando que cualquier persona está en su legítimo derecho de presentar las quejas y reclamaciones que considere oportunas a los organismos públicos, nos parece que si quieren tener una representatividad mayor deberían seguir los cauces establecidos», continúa la Asociación. Recuerda que esta recientemente renovó su Junta Directiva, el pasado día 21 de enero, y no se presentó ninguna otra candidatura. «Por esto agradecemos que la mencionada Plataforma recuerde en prensa nuestras, ya añejas reivindicaciones, pero ya llevamos años formando parte del barrio y encauzamos todas las peticiones que nos hacen los vecinos a las correspondientes Instituciones Públicas», apunta.

De hecho, la Asociación ha remitido, en plazo, alegaciones al Plan de Movilidad Sostenible y estas fueron incluidas en el borrador, «recordamos que, se cerró dicho plazo, hace varios meses». También recuerda a la Plataforma que puede defender sus peticiones de forma presencial en las Juntas de Distrito.

Representatividad. Por otro lado, «este tipo de apariciones arrojándose una representatividad no demostrada en determinados momentos preelectorales, hacen dudar a esta Asociación de que los verdaderos motivos de estas reclamaciones sea defender a nuestros vecinos, si no, en el mejor de los casos, unos intereses individuales que no alcanzamos a entender».

Por estos motivos «agradeceríamos a la mencionada 'plataforma' que se abstenga de mencionarnos en sus comunicados y que, si hay un movimiento detrás, lo manifieste». La Asociación ya la componen más de 580 vecinos «y estamos en contacto con el Ayuntamiento para reclamar las necesidades de nuestro barrio, tenemos varios proyectos de mejora, muy trabajados y con promesas en firme, y que, de no materializarse, ya nos responsabilizaríamos nosotros de trasladarlo a los vecinos».