scorecardresearch

El Ayuntamiento financiará el parking junto a la Universidad

M.G
-

Está previsto que el espacio se adecente para el uso de los universitarios y de las personas que quieran acceder al parque arqueológico. Ciudadanos teme que las iniciativas en Vega Baja se conviertan «en parches»

El Ayuntamiento financiará el parking junto a la Universidad - Foto: Huertas Fraile

Ciudadanos avanzó la semana pasada su preocupación por el adecentamiento del aparcamiento situado junto al Campus de la Fábrica de Armas por la posibilidad de que se lleve a cabo con los fondos previstos en el convenio de Vega Baja. Por tanto, Araceli de la Calle aprovechó la comisión de Urbanismo de esta mañana para preguntar sobre el tema y el concejal del área, José Pablo Sabrido, dejó claro que este proyecto se financiará a través de las arcas municipales.

En principio, en Ciudadanos apuntaron que si el proyecto entraba en ese convenio se usarían 300.000 de los 500.000 euros que ha puesto el Ministerio de Cultura encima de la mesa este año. Si bien, Sabrido comentó que esa posibilidad tenía las misma viabilidad «que proyectar un edificio de 20 plantas». 

En este caso, aseguró que el aparcamiento no afectará a los restos de Vega Baja y dará servicio tanto a las personas que se acerquen a contemplar el parque arqueológico como a los estudiantes universitarios que se trasladan en coche hasta el Campus de la Fábrica de Armas. Además, recordó que también está proyectado la construcción de un campo de fútbol que tampoco afecta al entorno y también será financiado por el Ayuntamiento.

Sabrido destacó que el convenio firmado por el Ministerio de Cultura, la Junta y el Ayuntamiento es a cuatro años y está previsto recuperar el parque arqueológico, preservar los restos y devolver Vega Baja a la ciudadanía para que  pueda disfrutarse de esta amplia zona de la ciudad. En principio, el Ministerio de Cultura aporta medio millón de euros este año, pero Sabrido es consciente que una vez que arranque el proyecto las otras dos administraciones -Junta y Ayuntamiento- también tendrán que realizar aportaciones. 

De momento, el Gobierno regional no ha puesto dinero, pero sí tendrá obligación «de poner suelo a disposición del parque arqueológico» para que salga adelante «un proyecto magnífico para Toledo y para Castilla-La Mancha».

A pesar de todo, Araceli de la Calle lleva tiempo expresando sus dudas sobre este convenio en Vega Baja y está convencida «que no está dando los frutos» que se esperaba a pesar de que lo hayan firmado las tres administraciones y se hable de la recuperación y dignificación de Vega Baja después de muchos años de olvido. En este sentido, la concejala de Ciudadanos teme que el proyecto se resuma en una serie «de parches» en lugar de buscar una intervención integral en la zona.

Otro tema. El último proyecto hotelero en el Casco, es decir, en el inmueble de la Junta que se utilizaba como Centro de la Mujer, ha generado un importante descontento en el grupo de Izquierda Unida-Podemos. La comisión de Urbanismo dio esta mañana cuenta del sometimiento a información pública del Plan de Reforma Interior para el cambio de uso del inmueble situado en la plaza de San Ginés, 1, un trámite que vuelve a encender las críticas por el afán turístico del Ayuntamiento.

El grupo sostiene que el equipo de Gobierno municipal «está dirigiendo el desarrollo socioeconómico de la ciudad» y se ha posicionado junto a la industria hotelera. Al respecto, Txema Fernández entiende que este inmueble propiedad de la Junta podría cambiar de uso y servir como casa de acogida de mujeres víctimas de violencia de género o para otros recursos sociales en lugar de ofrecerlo a la industria hotelera.

El portavoz del grupo no entiende la política del Partido Socialista en este sentido porque considera que el Ayuntamiento de Toledo no debería «patrocinar» y publicitar este tipo de proyectos. Además, se pregunta por qué no están saliendo adelante las iniciativas de rehabilitación para el Casco Histórico de las que se lleva hablando buena parte de la legislatura. 

Por tanto, Fernández dejó claro en la comisión de Urbanismo que la política municipal debe ir por otra vía y mirar más por los vecinos residentes en el Casco, un barrio con importantes oportunidades de dinamización que ayudarían a ganar población en unos años.