El Ayuntamiento arregla en 5 días las escaleras mecánicas

Redacción
-

Desde ayer vuelve a funcionar el tramo del remonte que desemboca en la plaza del Miradero. Los usuarios de la infraestructura ya no tendrán que bajar a pie tras la intervención municipal

El Ayuntamiento arregla en 5 días las escaleras mecánicas - Foto: VÁ­ctor Ballesteros

Las escaleras mecánicas del Miradero volvieron ayer a funcionar en todos sus tramos. Más de dos meses han tenido que pasar para que ese tramo del remonte esté totalmente operativo, y solo ha sido posible cuando el Ayuntamiento de Toledo, cansado de las largas de la concesionaria del mantenimiento, ha decidido tomar cartas en el asunto.
El pasado jueves, la Junta de Gobierno Local del Consistorio toledano acordaba dar un plazo de 24 horas a la empresa ‘Acvil Aparcamientos SL’ (Parkia) para que procediera a efectuar las labores de puesta en funcionamiento, conservación y vigilancia del tramo paralizado de escaleras y ascensor del remonte mecánico del Miradero. El ultimátum llegaba tras las reiteradas peticiones realizadas desde el Consistorio y desoídas por completo por la empresa.
Como era de esperar, el pasado viernes se cumplieron las 24 horas con la callada como respuesta por parte de Parkia. En caso de incumplimiento, el Ayuntamiento ya tenía claro que la labor de mantenimiento de la escalera pasaría a ser realizada por el propio Consistorio, repercutiendo los costes a la concesionaria.
La Junta de Gobierno Local se ha visto obligada a tomar esta decisión tras los continuos incumplimientos de la adjudicataria y tras conocer los informes emitidos por los servicios municipales, realizados tras el estudio de las obligaciones contempladas en el pliego de cláusulas administrativas de la concesión, en donde se establece claramente que es obligación de contratista el mantenimiento, vigilancia y conservación de la escalera mecánica y que en caso de incumplimiento el Ayuntamiento puede ejecutarlo a su costa.
El Ayuntamiento ha asumido además el mantenimiento de la infraestructura durante un periodo inicial de cuatro meses, durante el cual se procederá a devolver la escalera a su correcto estado de conservación. Todos estos gastos serán repercutidos a Parkia.
Las escaleras mecánicas del Miradero, los tres tramos dobles interiores y uno exterior, fueron adjudicadas en mayo de 2018 a ‘Acvil Aparcamientos SL’, la empresa concesionaria del parking del Palacio de Congresos. El precio del contrato fue de 36.095,40 euros, y en él se incluía el cierre, vigilancia y mantenimiento de esa parte del remonte durante el plazo de un año; con posibilidad de 12 meses más de prórroga.
El precio máximo de licitación fue de 59.661,82 euros, según se recoge en la Plataforma de Contratación del Estado, pero finalmente la oferta económica de Acvil rebajó en 23.000 euros las previsiones del Consistorio. Al proceso de adjudicación, un  negociado sin publicidad, concurrió también otra empresa, ‘Gestyona Recursos y Proyectos’, que recibió una peor puntuación debido a que su oferta económica era muy superior. No se publicó, o ya no se conserva en la web del Ayuntamiento ni en el portal estatal de contratación, el pliego de prescripciones técnicas que debían cumplirse en el contrato.
En ese documento debían recogerse las obligaciones de la adjudicataria en casos como el de avería. Para hacerse una idea, en el contrato de mantenimiento del resto de tramos del remonte de Safont, los licitadores se comprometen a estar al tanto del mantenimiento las 24 horas de los 365 días del año, y a responder en una hora a los avisos.