Marihuana de La Sagra para consumo en países europeos

LT
-
Marihuana de La Sagra para consumo en países europeos

La Guardia Civil ha desmantelado en Illescas,Esquivias, Ugena y El Viso de San Juan un grupo criminal y ha detenido a seis personas de entre 31 y 52 años

La Guardia Civil, en el marco de la Operación BREO, ha detenido a seis personas con edades comprendidas entre los 31 y los 52 años, por los delitos de pertenencia a grupo criminal, cultivo o elaboración de estupefacientes y tráfico de drogas. Los detenidos cultivaban marihuana en la provincia deToledo y después la transportaban a países de la Unión Europea.
Las detenciones se han llevado a cabo en Le Boulou (Francia), Lozoyuela (Madrid) y en las localidades de Esquivias, Illescas y Ugena en Toledo. Se han efectuado dos registros domiciliarios en Esquivias e Ugena, de donde se ha desmantelado un laboratorio Indoor de marihuana con 1.400 plantas y mas de 85 kilos de esta droga envasada al vacío y preparada para su transporte.
A principios del año 2018, el Equipo de Delincuencia Organizada (EDOA) de la Unidad Orgánica de Policía Judicial de la Guardia Civil de Toledo, inició una investigación sobre las personas que frecuentaban una nave alquilada en el Polígono Industrial El Cristo, de la localidad de El Viso de San Juan, ante su posible relación con una organización delictiva dedicada a la elaboración, cultivo y venta de estupefacientes, lo que dio origen a la Operación BREO.
 Durantes estos meses de investigación, la Guardia Civil comprobó que se trataba de un grupo delictivo perfectamente estructurado y organizado formado por personas de dos nacionalidades distintas, ecuatoriana y polaca, teniendo cada miembro una función específica. Los primeros serían los encargados del cultivo y elaboración de los estupefacientes mientras que los miembros de nacionalidad polaca serían los responsables de su traslado a distintos países de la Unión Europea, permaneciendo largos periodos de tiempo fuera de España.
Estas personas residían en localidades distantes de donde cometían sus delitos sin llegar a empadronarse y fueron localizados utilizando más de una docena de vehículos distintos en los que no figuraban como titulares, todo ello con la finalidad de dificultar una posible investigación policial.
Una vez comprobada la actividad delictiva de estas personas, la explotación de esta Operación BREO desarrolló en distintas fases:
En primer término, la Guardia Civil informó, a través de Europol, a las Autoridades Francesas sobre las actividades delictivas de estas personas, las cuales realizaron la primera detención el pasado 30 de septiembre en la localidad francesa de Le Boulou durante un control policial, descubriendo en la furgoneta en la que viajaba un total de 22 bolsas de marihuana selladas al vacío, ocultas en una doble pared de madera en interior del vehículo y en el maletero, con un peso total de 25.500 gramos.
Como continuación de esta investigación, la Guardia Civil interceptó otro transporte y detuvo a otro delincuente el día 31 de octubre cuando circula con un camión por la autovía A-1 (Madrid-Burgos) dentro del término municipal de Lozoyuela y en cuyo interior se hallaron otros 25 kilos de esta droga ocultos entre la carga. En conductor y detenido estaba realizando un transporte legal y había modificado su itinerario normal de ruta para cargar la mercancía ilegal en la nave del polígono industrial de El Viso de San Juan, para lo que fracturó el precinto del vehículo.
Los agentes del EDOA de la Guardia Civil de Toledo han culminado esta operación este mes de enero con cuatro detenciones realizadas en las localidades toledanas de Ugena, Esquivias y en la Urbanización El Señorío de Illescas.
La Guardia Civil realizó dos registros domiciliarios en Ugena y Esquivias, donde halló documentación vinculante entre los detenidos de ambas nacionalidades y otros 35 kilos de marihuana envasada al vacío. También se ha desmantelado una plantación indoor de marihuana con 1.400 plantas y material por un valor superior a los 30.000 eurosinstalado en el interior de una vivienda que tenía enganchada la luz de forma ilegal.
En esta operación, la Guardia Civil ha contado con la colaboración de la Policía Polaca y la Gendarmería Francesa, coordinadas a través de Europol.
La Guardia Civil agradece a los ciudadanos su colaboración y recuerda que el teléfono de urgencias del que dispone  la Guardia Civil, 062, esta las 24 horas a su disposición. Igualmente se informa de la existencia de la aplicación de móvil gratuita ‘Alertcops’ para que ante cualquier eventualidad puedan ponerse en contacto con las Fuerzas y Cuerpo de Seguridad del Estado.