Cerca de 200 obras de mejora en centros educativos toledanos

M.G
-

El proyecto de mejora de instalaciones en la provincia orientado al próximo curso escolar tendrá un coste de tres millones de euros

Cerca de 200 obras de mejora en centros educativos toledanos

Los centros educativos se toman el verano como una oportunidad para poner a punto sus instalaciones de cara al próximo curso escolar gracias al Gobierno regional. En esta ocasión, está previsto destinar tres millones de euros en 179 obras RAM (remodelación, adaptación y mejora) en colegios, institutos y otros centros de la provincia de Toledo, una cifra significativa, según avanzó hoy por la mañana la consejera de Educación, Rosana Rodríguez, durante su visita a la Universidad Laboral.
La visita a estas instalaciones coincide con la ejecución de una serie de obras para cubrir las necesidades de la Universidad Laboral, algunas solicitadas desde hace tiempo. Está prevista la reforma de algunas cubiertas del centro, distintas actuaciones para incorporar equipos de climatización en varios módulos y tareas de carpintería para la mejora de la ventilación de aulas y de otros espacios debido a las recomendaciones sanitarias derivadas del coronavirus.
Rodríguez resaltó que el próximo curso escolar que se inicia en septiembre «será diferente por la pandemia de la Covid-19» y la Consejería de Educación trabaja en línea con la de Sanidad para garantizar la seguridad en los centros escolares y adaptarlos a las directrices sanitarias que se indiquen en cada momento.
centro histórico. La consejera de Educación visitó las instalaciones acompañada del delegado provincial de Educación, José Gutiérrez, y su director, Luis Corrales,  pero minutos antes aprovechó para destacar la labor educativa y formativa de un centro con solera en Toledo.
«Estar en la Universidad Laboral es un motivo de alegría porque se trata de un centro histórico». Rodríguez recordó la reciente distinción de instituto histórico regional concedida por la Junta de Comunidades de Castilla-La Mancha en el mes de abril, un reconocimiento puesto en marcha hace seis años con el objetivo de impulsar y preservar el patrimonio de estos centros educativos. En definitiva, un premio que le ha permitido cerrar la lista de los diez  institutos históricos de la región, junto a los más significativos, como el IES Sabuco, en Albacete, o el Juan de Ávila, en Ciudad Real.
En este caso, la consejera de Educación subrayó «su estructura modular» como acierto arquitectónico y «su diseño pedagógico, bastante avanzado para la época». Además, Rodríguez no pasó por alto la valía cultural y patrimonial de los murales del centro, tanto el de  Antonio Hernández Carpe en el distribuidor y escalera del pabellón 1, así como el del Anillo en la cafetería del centro, en el que aparecen representados varios monumentos de Toledo, realizado por el matrimonio francés Susanne y Raymond Grange, que también ha sido declarado recientemente elemento de interés patrimonial.
Más allá de sus bienes patrimoniales, la consejera valora el continuo trabajo de un instituto que está «en sintonía» con la ciudad de Toledo, «también digna de una mención».

 

Enseñanzas. La Formación Profesional es una de las apuestas más destacadas en la cartera de la Consejería de Educación desde hace unos años. La búsqueda de la mejora de la empleabilidad ha impulsado al Gobierno regional a poner en marcha 34 módulos más de FP el próximo curso escolar en Castilla-La Mancha, que se traduce en 850 nuevas plazas
En este caso, más de 30.000 alumnos en la región  «podrán desarrollar su área formativa en Formación Profesional, explicó la consejera durante su visita a las obras de la Universidad Laboral, un centro de referencia en este tipo de enseñanza, «una avanzadilla en FP».
En relación a la enseñanza en sí, Rodríguez destacó que se trata «de una etapa sumamente importante por el nivel de empleabilidad y por esa capacidad de acomodarse a las necesidades laborales del tejido productivo en la región».
Al respecto, la consejera subrayó la importante labor del Gobierno regional para avanzar en la profesionalidad para que los alumnos se preparen desde el primer momento para  alcanzar un puesto de trabajo y la preparación suficiente para desarrollar una vida profesional.
La Consejería de Educación publicó a lo largo del día de ayer la admisión definitiva a las plazas de Formación Profesional en Castilla-La Mancha para el curso 2020-2021 y los alumnos dispondrán de cuatro días para formalizar la matrícula, plazo que terminará el 27 de julio. Con todo, Rodríguez tiene claro que se garantiza «una oferta formativa rica, necesaria» y el compromiso de «continuar incrementándola porque se trata de una etapa decisiva».