Parques inseguros para las mujeres

I. G. VILLOTA / TOLEDO
-

La Plataforma 8-M pide colaboración para elaborar un mapa de la ciudad donde las toledanas han sentido acoso callejero o inseguridad. Esperan tenerlo listo para el próximo 8 de marzo

Parques inseguros para las mujeres - Foto: Yolanda Redondo

Las runner fueron las que iniciaron el movimiento. Mujeres que salen a correr y que se avisan unas a otras donde detectan conductas extrañas, sienten acoso o se sienten violentadas. Se empezó a mover una alerta por chats de mensajería: dos hombres merodeando por la zona de la pasarela que conecta el Parque del Crucero con el Parque de Safont.
Esto dio el empujón definitivo para que la Plataforma 8-M de Toledo pusiese en marcha una herramienta para que las mujeres indiquen aquellos lugares de la ciudad donde han sido agredidas o se sienten o se han sentido inseguras, acosadas o violentadas de alguna forma. El objetivo es elaborar un listado de ‘puntos negros’ para poder intervenir. Así lo planteó la Plataforma 8-M de manera previa a la lectura de manifiesto con motivos de la manifestación contra la violencia machista del 25 de noviembre.
El colectivo lanzó esta campaña, denominada ‘Libres no valientes’, en referencia a uno de los lemas del movimiento feminista, a través de las redes sociales el mismo día 26 habilitando un correo electrónico (libresnovalientes8mtoledo@gmail.com) para que las toledanas puedan enviar la información que consideren oportuna.
Así lo indica Ana Miranda, portavoz del colectivo y miembro de la asociación de mujeres ‘María de Padilla’, quien explica que la respuesta está siendo importante en los primeros días de campaña. Han recibido numerosos mensajes de agradecimiento y también con información. Ya han detectado algunos puntos ‘negros’, como los parques del Crucero y Tres Culturas o la ‘avenida del colesterol’, el tramo de Mas del Ribero hasta La Peraleda. En estos lugares hay mujeres que denuncian hechos objetivos.
La falta de iluminación es uno de los problemas que detectan para sentirse inseguras, pero también los espacios vacíos, los grandes descampados, y esos lugares en los que no tienes a quien recurrir. Sientes desamparo.
Toledo es una ciudad dispersa, indica Miranda, en la que hay muchos espacios de este tipo que convendría rellenar, señala. Por eso la plataforma considera que la redacción del nuevo Plan de Ordenación Municipal (POM) debe incluir una mirada feminista, toda vez que las ciudades se configuran para que sus vecinos vivan mejor. Las mujeres somos más del 50 por ciento de la población.
Este mapa que empieza a coger forma es una herramienta demandada desde hace tiempo por colectivos feministas y por el propio Consejo Local de la Mujer. Permitirá a las mujeres identificar los espacios públicos en los que se sienten inseguras por diversos motivos, pero no busca poner el foco sobre ellas, limitando su libertad, sino en ellos. «Queremos expulsar a los acosadores y los agresores de estos espacios y recuperarlos», sentencia Miranda, lamentando que «probablemente buscarán otros».
Otro de los objetivos es que el Ayuntamiento pueda aplicar medidas para mejorar la ciudad. «Puesto que han acordado destinar en 2020 el 1 por ciento del presupuesto a igualdad, queremos que se hagan políticas reales y efectivas de igualdad», reivindica.