scorecardresearch

UGT ve «actitudes torticeras» para no dejar votar

C.S.Rubio
-

El sindicato ha detecatado estas irregularidades en los centros públicos de la provincia de Toledo, donde las 'horas para votar' se han introducido «partiendo la jornada»

UGT ve «actitudes torticeras» para no dejar votar - Foto: David Pérez

UGT no sale de su asombro al denunciar la «actitud torticera» de la Delegación de Bienestar Social de Toledo a la hora de diseñar los turnos de cara a la jornada electoral del domingo. Con el objetivo encubierto, a juicio del sindicato, de que los trabajadores de las tres residencias públicas de esta provincia (Toledo, Talavera y Torrijos) «renuncien voluntariamente a estas horas».

Como recordó el sindicato, la administración está obligada a incluir en su planilla de turnos un ‘permiso’ de entre 3 y 4 horas para que sus empleados pueda ejercer su derecho al voto. Permiso que, normalmente, se suele situar al principio o al final de la jornada, dependiendo de si se trabaja en horario de mañana o de tarde.

Pero, en lugar de hacer esto, la Secretaría General de esta Delegación ha introducido estos permisos «en medio de la jornada laboral», lo que obligará a muchos trabajadores a desplazarse entre 70 y 80 kilómetros para ir a votar y volver a su puesto de trabajo, según alerta UGT.

Una situación «que no se da en ninguna otra provincia» y que, en opinión del sindicato, es fruto de una mala praxis por parte de esta Delegación Provincial. Y es que, como vendría viendo UGT en los últimos meses, «con más trabajadores» que en la época de Cospedal, el ambiente de trabajo en estas residencias sería peor, a causa de esta planificación deficiente.

Una situación que no es nueva. Como se explica desde UGT, en las  elecciones de abril ocurrió algo similar, a lo que habría que sumar problemas añadidos como la nula aplicación del protocolo de adaptación de puesto de trabajo en caso de embarazo, aprobado el pasado invierno. En concreto, según UGT, una trabajadora embarazado lleva semanas pendiente de esta adaptación, tras haberse saltado la Secretaría General de Bienestar Social de Toledo los plazos prescritos, estando ya el caso denunciado ante la Inspección de Trabajo y el Instituto de la Mujer. Por todo ello, desde UGT se piden el cese inmediato de la secretaria general.