A licitación la cubierta de la pista del Gómez Manrique

Redacción
-

Se trata del cuarto colegio de la ciudad que contará con este tipo de estructura exterior. El presupuesto máximo de licitación es de 149.609 euros y la obra deberá ejecutada en 2 meses

A licitación la cubierta de la pista del Gómez Manrique

El Ayuntamiento de Toledo continúa a buen ritmo con su plan de dotar a los colegios públicos de la ciudad con cubiertas en sus pistas polideportivas al aire libre. El objetivo es que el alumnado pueda disfrutar de las pistas durante más tiempo a lo largo del curso, con independencia de la lluvia, sirviendo además para poder salir al patio durante el recreo en los días de peor tiempo y, protegiendo del sol en los días de mayor calor.
En un primer momento, desde el Consistorio se destinó un total de 520.000 euros para la construcción de las cubiertas de las pistas polideportivas del Ciudad de Nara, en Buenavista, el Ángel del Alcázar, en Santa Bárbara y el Gregorio Marañón en el Polígono. Ahora, a esos tres centros educativos, que en breve iniciarán proceso de adjudicación tras cerrarse el plazo para presentar ofertas y estar programada la apertura de éstas para mañana, se les sumará un nuevo colegio, como el es Gómez Manrique del barrio del Polígono.
El factor temporal es, una vez más, como sucedió con los otros tres colegios anteriores, muy importante, por lo que se han tomado decisiones en las que predomina la sencillez constructiva y la rapidez de ejecución.
El programa de necesidades transmitida por la dirección del centro durante la elaboración del proyecto es la de realizar una cubierta mediante estructura metálica y cubierta autoportante.  Dicha  pista  tiene  unas  dimensiones  de  22,4 x 44,2  metros.  La  zona  ocupada  por  la  cubierta  se encuentra separada del edificio principal destinado a enseñanza.
El presupuesto máximo de licitación del proyecto para las empresas que estén interesadas es de 149.609,63 euros, IVA incluido.
Como el tiempo apremia, y el centro volverá a recibir alumnos el próximo mes de septiembre, el plazo máximo de realización de las obras una vez queden adjudicadas formalmente es de dos meses. De no cumplir con el plazo de entrega, el Ayuntamiento sancionará cada día de retraso a la empresa responsable con una multa de unos 100 euros.
La   cubierta   será   ejecutada   con   tejas   autoportantes,   constituidas   por   chapas   de   acero que cubrirá una luz máxima de 22 metros entre apoyos.
El plazo para presentar ofertas al proyecto termina el 25 de julio.