Núñez sopesa aupar a Agudo a la Presidencia del PP de Toledo

J.S.
-

La secretaria regional del PP sucedería a José Julián Gregorio. La renovación afectará a todas las cúpulas provinciales excepto a la de Guadalajara donde se da por segura a Guarinos

Carolina Agudo, secretaria regional del Partido Popular. - Foto: Ví­ctor Ballesteros

La carrera por las presidencias provinciales del Partido Popular ya ha comenzado. La espita se ha abierto en Albacete, provincia en la que el PPcelebrará su congreso el próximo 21 de noviembre. Unos cónclaves en los que Paco Núñez, quiere renovación. La única excepción será Guadalajara en la que se da por segura la continuidad de Ana Guarinos.
El actual presidente cogió los mandos del partido hace dos años. A siete meses de las elecciones autonómicas no había tiempos para hacer cambios, pero ahora quiere armar su propia estructura provincial, especialmente en Toledo, una provincia en la que el sector crítico tiene su principal bastión.
Conocedor de que la batalla en Toledo va a ser complicada, Núñez parece tener decidido que será Carolina Agudo, actual secretaria regional del Partido Popular, la que encabece la candidatura oficialista. En cualquier caso, el actual presidente, José Julián Gregorio, ya sabe que su Presidencia toca a su fin. Es, probablemente, lo único en lo que coincidan la actual dirección regional del partido y las distintas ‘familias’ que, sin duda, ya están velando armas para ganar las primarias y, por ende, el congreso.
La dirección regional ha diseñado una estrategia que quiere repetir milimétricamente en todas las provincias que planea cambios y que ya ha puesto en marcha en Albacete. Al día siguiente de que el actual presidente anuncie que no optará a la reelección, el candidato ‘oficial’ hará pública su decisión de presentarse. La estrategia pasa por coger desprevenidos a otros posibles candidatos.
Si, finalmente prospera la candidatura de Carolina Agudo, quedará vacante la secretaría regional del partido y se desvanecerán otras opciones barajadas por la dirección  regional del PPcomo la del portavoz del grupo popular en la Diputación y alcalde de Santa Olalla, Pedro Congosto, o la de la senadora Pilar Alía.
Pase lo que pase en el sector ‘oficialista’ todo parece indicar que tendrá rival como ha sucedido en  Albacete. En este punto habrá que esperar la decisión que en su día tome el alcalde de Mora y diputado regional, Emilio Bravo, que siempre ha defendido un mayor peso para los alcaldes ganadores, escasos en el PPprovincial. Emilio Bravo ya mostró su intención de optar a la Presidencia provincial en el anterior Congreso en el que finalmente el tándem Cospedal-Tirado optaron por José Julián Gregorio, una tercera vía para frenar tanto las aspiraciones de Bravo como las de Carlos Velázquez.
En el partido, muchos siguen mirando de reojo al exalcalde de Seseña. Velázquez, que disputó la Presidencia regional del Partido Popular a Paco Núñez, venció con claridad en las Primarias en la provincia de Toledo con todo el aparato regional en contra. Ahora, muchos de los miembros de la anterior dirección no verían con malos ojos que intente el asalto a la Presidencia provincial.