Ticket número STO-A-0142068

Anastasio Gómez Hidalgo*
-

El autor se refiere a la noticia publicada en la portada del pasado 15 de febrero titulada 'Impiden al exvicealcalde explicar a un grupo de amigos 'El entierro del Conde de Orgaz'

Entierro del Señor de Orgaz en la parroquia de Santo Tomé

El día 7 de febrero de 2020 se emitió este ticket en la taquilla que da acceso a la Obra Maestra de El Greco, ‘El Entierro del Señor de Orgaz’. Este ticket daba acceso a 18 personas que acreditaron en la entrada que eran toledanos. Es la razón por la que tenían acceso gratuito para contemplar este Cuadro, referente de la pintura universal. Durante el año 2019 fueron 21.201 personas las que entraron de forma gratuita en la Iglesia de Santo Tomé. Pensamos que un ticket de acceso gratuito debería servir para agradecer
la gratuidad a la Parroquia que lo proporciona, pero no para criticarla.
Este cuadro se ubica en un espacio que mide 88 metros cuadrados. La gestión de este espacio por donde ese día transitaron 1.266 personas supone todo un reto de gestión y sobre todo de acogida por parte de las personas que trabajamos allí.
El buen hacer de nuestros controladores de taquilla y nuestros vigilantes de sala fue reconocido especialmente en el año 2014. Entonces nuestros empleados fueron un ejemplo en la acogida y la gestión de tanta afluencia de público que por otro lado era imposible de prever. Hoy siguen desarrollando su trabajo de forma ejemplar.
Volvamos al 7 de febrero de este año porque en esa ocasión también nuestros vigilantes  de sala y los controladores de la taquilla volvieron a mostrar su buen hacer y su buena fe. Estos profesionales dedicados a la acogida no hacen más que organizar una sala donde no puede ponerse a explicar cualquiera por el mero hecho de entrar. A estos profesionales no se les puede exigir que conozcan a todos nuestros representantes públicos y menos aún que conozcan a quienes lo fueron; más aún no podemos permitir que dejen explicar a cualquiera por el mero hecho de conocer y saber explicar la Pintura y a su autor.
Cuando alguien quiere acudir a este maravilloso recinto donde se custodia «la más bella expresión de la escatología católica», según la describió el entonces Cardenal Joseph Aloisius Ratzinger, hoy Benedicto XVI, tiene que atender a las normas que permiten que el visitante tenga el mejor disfrute posible y para ello tenemos que controlar que las explicaciones sean dadas por personas habilitadas para ello y en su caso personas autorizadas para ello. También deben entender que existe una normativa publicada que regula la profesión del guía oficial de turismo y que existe una normativa adaptada que el Arzobispado de Toledo ha puesto en marcha para los ocho monumentos más visitados de nuestra Ciudad, incluida la Santa Iglesia Catedral Primada.
¿Esto quiere decir que nadie más puede explicar? Claro que no. Quiere decir que solamente pueden explicar estos profesionales de forma autónoma y regular porque están habilitados para ello. También quiere decir que otro tipo de explicaciones pueden autorizarse, pero para que sean autorizadas tienen que ser solicitadas.
¿Exceso de celo?, la respuesta es no. El orden a veces trae consigo que determinadas normas no se entiendan ni se compartan, pero les puedo asegurar que el orden que ese templo necesita y que nuestros empleados hacen cumplir sirve para que el visitante tenga una visita de calidad y que esta pueda ser posible.
Resulta curioso que algo que ocurrió el 7 de febrero, sea noticia de portada La Tribuna de Toledo el día 15 del mismo mes, máxime cuando dicha noticia aparece al día siguiente en el que la Junta de Comunidades publica en el DOCM, 14 de febrero, la Resolución de 31/01/2020, de la Dirección General de Turismo, Comercio y Artesanía, por la que se aprueba el Plan de Inspección en Materia de Turismo para el año 2020. En este plan aparecen dos ámbitos de inspección bien diferenciados «Actuaciones encaminadas a detectar y luchar contra el intrusismo en sectores como el de las viviendas de uso turístico o el ejercicio de la profesión de guía de turismo en Castilla-La Mancha, donde se actuará de oficio y a instancia de parte».
Valoramos muy positivamente la aparición de este Plan y felicitamos al departamento que dirige doña Ana Isabel Fernández Samper por haber hecho que vea la luz. Desde la Parroquia de Santo Tomé nos alegramos que la tarea de inspección se concrete en un Plan y que este Plan tenga sus frutos cuanto antes. Este plan va a permitir aclarar aún más quienes pueden explicar a grupos organizados y quienes, no. Desde esta Parroquia seguiremos permitiendo que profesores que lo solicitan puedan realizar sus explicaciones como lo han hecho cientos de profesores a 33.362 alumnos que se han acreditado como tal en la Parroquia durante 2019 y esperamos seguir así, recibiendo y autorizando explicaciones a todo aquel que lo solicite por los siglos de los siglos.

Anastasio Gómez Hidalgo*  es gerente de la parroquia de Santo Tomé y El Salvador