Piden ampliar el cribado de colon e implantar el de cérvix

I.G.Villota
-
Lucía Rodríguez, presidenta de la Asociación Española contra el Cáncer en Toledo. - Foto: Víctor Ballesteros

Unas 250 personas asisten a la cena solidaria de la asociación contra el cáncer, que recuerda la importancia de estas pruebas, no invasivas y fundamentales para salvar vidas

Una enfermedad dura, que suele provocar tristeza. Es humano sentirla. Por eso la Asociación Española contra el Cáncer (AECC) apuesta por convertir su cena benéfica anual en una cita para celebrar la vida y disfrutar de una buena velada. «Esta es la cena de la esperanza, representa el lado amable, porque nosotros trabajamos por la vida», señala la presidenta de la entidad en Toledo, Lucía Rodríguez, quien insiste en la reivindicación de ampliar el cribado de cáncer de colon e implantar el de cérvix, toda vez que el primero es el tumor más frecuente en España y que la incidencia del segundo es cada vez mayor.  
Unas 250 personas asistieron a la cena solidaria de la asociación que, por voz de su presidenta, recueda la importancia de realizarse estos test, no invasivos y fundamentales para salvar vidas. «Creo que a veces no somos concientes de la relevancia real de estas pruebas, porque salvan vidas de verdad. La detección precoz es clave para controlar la enfermedad», sostiene Rodríguez.
Como siempre, la recaudación de la cena solidaria de la asociación irá destinada a la investigación de la enfermedad. «Siempre insistimos en la prevención y en la investigación, es lo más importante», destaca.
El programa de cribado de cáncer de colon está dirigido a hombres y mujeres de entre 50 y 69 años y se realiza a través de un test de sangre oculta en heces, una prueba sencilla e indolora, que es el primer paso del proceso para detectar un tumor en sus etapas iniciales o las lesiones premalignas que lo originan.
Los programas de cribado cervical tienen el objetivo de detectar lesiones precancerosas antes de que se desarrolle el cáncer de cuello de útero. Se deben hacer la prueba todas las mujeres con edades comprendidas entre los 25 y los 65 años que tienen o hayan tenido relaciones sexuales.
Lucía Rodríguez incide en la importancia de sensibilizar desde pequeños sobre hábitos de vida saludables como forma de prevención de enfermedades, no solo de cáncer, sino de cardiopatías o diabetes, entre otras. «Hay que concienciar desde la infancia a comer bien y llevar una vida saludable y poco sedentaria», apunta.
A la cena acudieron la alcaldesa de Toledo, Milagros Tolón, junto a varias concejalas del PSOE, como Maite Puig, Rosana Rodríguez y Noelia de la Cruz, así como ediles del PP y de Ciudadanos.
También asistió el vicepresidente segundo de las Cortes y número 1 del PP al Congreso de los Diputados por la provincia de Toledo, Vicente Tirado, así como Ana Saavedra y Gregorio Gómez, directores generales del Gobierno regional.
Asimismo, el general y jefe de la Comandancia de la Guardia Civil en Toledo, Manuel Llamas, quiso apoyar el evento organizado por la entidad.