scorecardresearch

«Algo se está haciendo mal si se estigmatiza a la empresa»

Mario Gómez
-

El presidente de Fedeto, Javier de Antonio, puso de manifiesto la necesidad de «defender la figura empresarial»

«Algo se está haciendo mal si se estigmatiza a la empresa» - Foto: L.T.

El presidente de la Federación Empresarial de Toledo, Javier de Antonio, compareció en la gala de entrega de Galardones Empresariales por primera vez como máximo responsable de la patronal.

Durante su alocución, De Antonio comenzó recordando a sus predecesores en el cargo, Ángel Nicolás y Francisco García, de quienes dijo que junto a los miembros de la Junta Directiva «asumieron responsabilidades para defender y representar los intereses de los diferentes sectores de producción». También resaltó la «profesionalidad de un equipo que ya conocía», pero que el hecho de estar «más próximo a ellos», le ha hecho contrastar las facilidades que brindan a aquellos que ostentan el cargo de máximo representante de Fedeto.

Del mismo modo, destacó «la enorme repercusión que tiene la Federación Empresarial Toledana, en el ámbito empresarial, social, y de la Administración Pública».

De Antonio recordó y sostuvo durante un sentido discurso el lema de «orgullosos de ser empresarios», apremiando a los presentes a asumir el orgullo de serlo y el hecho de pertenecer a Fedeto.

Tampoco faltó el cariz reivindicativo en el discurso del presidente de la Federación, «tenemos claro que hay estrategias de desprestigio con fines espurios, con la intención de debilitarnos», dijo De Antonio, a lo que recordó que «autónomos, pymes, y grandes empresas somos los generadores de riqueza y empleo. Ante ello quiso también poner en valor la figura de los trabajadores, enlazando con que «quizá no hay estudios científicos sobre el ADN que une a empresarios y trabajadores, que son los más íntimos colaboradores, pero esta noche en Fedeto reivindicamos el ADN que nos une», animando a que se «multipliquen las células» que se renuevan cada mañana.

Al hilo de todo ello, el presidente de la patronal toledana, lanzó un grito de socorro puesto que aseguró que «los impuestos son una bufanda que nos aprieta y asfixia», llegando incluso a asegurar que «les cortan las vías de respiración», por lo que instó a tomar las mismas vías que en 2008 permitió salir de la complicada situación que tuvo la economía española.

Una reducción del déficit, de la deuda pública, el apoyo de Europa, la capacidad de resistencia de las empresas, la colaboración de los trabajadores y «la habilidad que caracteriza a los españoles para adaptarnos a las situaciones críticas», fue la receta que De Antonio planteó como solución para continuar hacia adelante.

Concluyó solicitando la confianza en Fedeto para demostrar que «sin empresas no hay Estado del Bienestar, ni futuro económico, laboral, ni social», a pesar «del abandono del Gobierno central».