scorecardresearch

Bargas se vuelca con el Cristo de la Sala

Redacción
-

Miles de mujeres y hombres de todas las edades ataviados con el traje típico bargueño acompañaron en la noche de ayer domingo al Cristo de la Sala, que procesiona en una carroza adornada con cientos de flores

 Bargas es una localidad que cuida sus tradiciones y se nota. Miles de mujeres y hombres de todas las edades ataviados con el traje típico bargueño acompañaron en la noche de ayer domingo al Cristo de la Sala que volvió a recorrer las calles de la localidad sagreña atestadas de público atraídos por la solemnidad y vistosidad de una procesión que cuenta con la declaración de interés turístico regional. 

Los aledaños del templo parroquial bargueño eran un hervidero de personas desde muchos minutos antes de que la imagen,  -una talla de mediados del siglo pasado ya que la original, del siglo XVII, fue destruida por la Guerra Civil-, comenzara a procesionar por unas calles por las que se había esparcido tomillo, como ocurre en el Corpus toledano. Las mujeres son también protagonistas de esta procesión. Más de 3.000 desfilan en dos largas filas flanqueando la carroza del Cristo, profusamemte iluminada y adornada con cientos de flores y escoltada por un piquete de la Guardia Civil. Bajo el ritmo de las bandas de música, discurre un desfile procesional nocturno a cuya vistosidad contribuyen los trajes típicos de las bargueñas adornados con antiquísimos mantones de Manila, muchos de los cuales han pasado de generación en generación, al igual que los aderezos que lucen durante el desfile. Además llama la atención que muchas de ellas procesionan descalzas.

La procesión, que ha estado presidida por Carlos Lorente, vicario episcopal del Clero, ha contado con la presencia del presidente de la Diputación de Toledo, Álvaro Gutiérrez, y la consejera de Educación, Cultura y Deporte, Rosa Ana Rodríguez, que flanquearon a la alcaldesa de Bargas, Isabel Tornero.  También acudieron a la cita con el Cristo de la Sala el presidente regional del PP, Paco Núñez, y su homólogo provincial, Carlos Velázquez. 

Cientos de flores cubren la carroza del Cristo de la Sala. Cientos de flores cubren la carroza del Cristo de la Sala. Fue por primera vez en 1730 cuando el Cristo de la Sala desfiló por las calles de Bargas, entonces de tierra. Antes ya existía la talla, pero no siempre recibió el mismo nombre. Así, cuando la imagen llegó a la localidad lo hizo bajo la denominación de Cristo de la Veracruz, a mediados del siglo XVII. 

Pasados unos lustros, la imagen apareció 'por sorpresa' en una de las salas del hospitalito anejo a la sala capitular de la Hermandad, un 'milagro' que favoreció que desde entonces el Cristo más venerado de Bargas recibiera el nombre, ya para siempre, de Cristo de la Sala

Más fotos:

Las bargueñas lucen mantones de Manila, algunos transmitidos de generación en generación.
Las bargueñas lucen mantones de Manila, algunos transmitidos de generación en generación.
Los hombres también procesionan con el traje típico bargueño.
Los hombres también procesionan con el traje típico bargueño.
Muchas bargueñas procesionan descalzas.
Muchas bargueñas procesionan descalzas.
El presidente de la Diputación, Alvaro Gutiérrez, y la consejera de Educación, Rosana Rodríguez, procesionaria junto a la alcaldesa, Isabel Tornero.
El presidente de la Diputación, Alvaro Gutiérrez, y la consejera de Educación, Rosana Rodríguez, procesionaria junto a la alcaldesa, Isabel Tornero.
El presidente regional del PP, Paco Núñez, y su homólogo provincial, Carlos Velazquez, también acudieron a Bargas.
El presidente regional del PP, Paco Núñez, y su homólogo provincial, Carlos Velazquez, también acudieron a Bargas.