scorecardresearch

Palomarejos denuncia el «exceso de cariño» con Santa Bárbara

J. Monroy
-

La Voz del Barrio remite un duro escrito al Ayuntamiento sobre los Presupuestos Participativos, en el que recuerda que nada tienen que ver con la propuesta de la Federación Vecinal

Palomarejos denuncia el «exceso de cariño» con Santa Bárbara - Foto: Víctor Ballesteros

Nunca llueve a gusto de todos, y  menos cuando se habla de repartir presupuestos. La Asociación de Vecinos La Voz del Barrio, de Palomarejos, ha remitido un duro escrito a la alcaldesa de Toledo, Milagros Tolón, y al concejal de Participación Ciudadana, Juan José Pérez del Pino, en el que critica el sistema de Presupuestos Participativos, muy distante con la propuesta presentada por la Federación Vecinal, y en los que se favorece «con excesivo cariño al distrito de Santa Bárbara en detrimento de otros», Casco y Azucaica, Distrito Centro y Distrito Norte, que suman trece barrios.

El escrito, remitido el pasado día 6 de abril, considera que «el modelo de participación ciudadana existente es inoperante, descafeinado y nada creíble»; el Reglamento Orgánico de los distritos «continúa sin desarrollarse, ni por supuesto aplicarse en lo más importante de su contenido, porque sin gestión desconcentrada, sin delegación de competencias, sin dotación de recursos presupuestarios, sin votaciones vinculantes y sin ejecución de los acuerdos tomados, difícilmente tienen credibilidad los distritos cuyo Reglamento se ha convertido en papel mojado» y finalmente, «de nada sirve mantener reuniones para tratar posibles modificaciones que mejoren el Reglamento en vigor, cuando no se tiene voluntad política alguna de poner en marcha y desarrollar las disposiciones y competencias que figuran en el mismo».

La junta de Gobierno local del pasado 30 de marzo aprobaba los Presupuestos Participativos de este año, que contarán con 85.984 euros más que el anterior ejercicio. A los 100.000 euros por distrito suma un euro más por habitante, de manera que el Casco-Azucaica dispondrá de 116.489 euros, el Distrito Norte de 107.458, el Distrito Centro de 132.169, Santa Bárbara de 108.229 y Polígono de 122.639.

La Voz del Barrio lamenta que no se hayan tenido en cuenta en este reparto del dinero otras cuestiones como la superficie, número de barrios o dispersión de cada distrito. Aunque en uno de los párrafos de la propuesta aprobada por el Ayuntamiento se diga que se «ha considerado las reivindicaciones de las asociaciones de vecinos que entendían que el modelo aplicable podía ser mejorado en este sentido», y añade además que «ya se hizo una propuesta en el borrador del Reglamento que se considera más equilibrada», la Asociación afirma que«nada más lejos de la realidad, puesto que en ambos casos y a la vista de los resultados, nada de esto se cumple».

Cuentas vecinales. Para explicarlo, La Voz del Barrio recuerda la propuesta acordada en la Federación de Asociaciones de Vecinos para modificar el artículo 7 del Reglamento de los distritos en vigor. Esta propone que el 25 por ciento de los Presupuestos Participativos se repartan entre todos los distritos; otro 35 por ciento por número de habitantes; otro 20 por ciento por superficie; un 15 por ciento por dispersión y un 5 por ciento por el número de barrios que los componen.

De haberse hecho así, el Casco y Azucaica se habrían llevado 128.644, cuando en realidad han sido 116.489, con lo que pierde 12.155; Santa Bárbara, 79.667, con lo que gana 28.562 con sus 108.229; Polígono, 121.324€, así que gana 1.315, con sus 22.639; Distrito Centro, 126.233, pierde 7.682, con sus 118.551; y Distrito Norte, 130.105, así que pierde 9.929 con sus 120.176 euros.

Tras estas cuentas, La Voz del Barrio afirma que «como puede comprobarse, los números cantan, y por ello nos preguntamos ante la reincidencia de este reparto ¿qué se pretende favoreciendo con excesivo cariño al Distrito de Santa Bárbara en detrimento de otros?». Y pide que, «si hay alguna explicación razonable a esta presunta cacicada nos gustaría que nos fuese explicada».

Alcántara también critica que el Ayuntamiento pida a las asociaciones de vecinos que sean ellas las que difundan por sus medios estos presupuestos participativos, y concluye afirmando que los consejos de participación son «un decorado jurídico-político que simula la participación vecinal real en los asuntos públicos municipales». Espera que se recapacite «en cuanto a la distribución más racional de estos recursos destinados a los presupuestos participativos, teniendo más en cuenta la configuración de los distritos de esta ciudad».