scorecardresearch

El director de orquesta Carlos Ocaña, galardonado en Brescia

A.D.M.
-

Ha obtenido el segundo premio del concurso internacional de dirección Conducting Competition Città di Brescia-Giancarlo Facchinetti. Además de la dotación económica, dirigirá al Dèdalo Ensemble en la temporada 2020-2021

El director de orquesta Carlos Ocaña, galardonado en Brescia

El director de orquesta toledano Carlos Ocaña ha sido galardonado con el segundo premio del concurso internacional de dirección Conducting Competition Città di Brescia-Giancarlo Facchinetti, celebrado en Brescia (Italia), el pasado sábado 12 de octubre.

El concurso comenzó el día 9 con 38 candidatos seleccionados de una larga lista de directores de casi treinta países diferentes: Italia, Irán, Kazajistán, Bélgica, Francia, España, Corea, Taiwán, Japón, Venezuela, Finlandia, Polonia, República Checa, Reino Unido, Alemania, EEUU, Argentina, Bulgaria, Austria, Colombia, Rusia, Chile, Brasil, China, Singapur, Líbano y Bielorrusia.

En las eliminatorias y final los candidatos dirigieron al Dèdalo Ensemble un repertorio contemporáneo con obras de Stravinsky, Salviucci, Hurel, Facchinetti, Bettinelli y Donatoni. El jurado del concurso estuvo formado por los directores Pavel Ionescu, Miriam Nemcová, Francesco Ottonello, Vittorio Parisi y Ian Milosz Zarycki.

Como parte del premio, además de la dotación económica, Carlos Ocaña dirigirá al Dèdalo Ensemble en la próxima temporada 2020-2021.

Semblanza. El toledano Carlos Ocaña comenzó su carrera como violinista, obteniendo en 2007 el X Concurso de Cuerda de la Diputación de Toledo y el segundo premio del Concurso Violines por la Paz de Jaén. Posteriormente, ha actuado en varias de las mejores orquestas españolas, realizando sus estudios como director de orquesta con Manel Valdivieso y Arturo Tamayo (Musikene, junio de 2016), ampliándolos después en Opus 23 con Andrés Salado y Miguel Romea. Debutó como director en septiembre de ese mismo año, inaugurando la XXV temporada de matinés de la Orquesta Sinfónica de Euskadi con el Tantris Ensamble, del que es su director titular.

Desde entonces hasta hoy ha sido director asistente de Miguel Romea en la Orquesta VERUM y de Vasily Petrenko en la Orquesta Sinfónica de Castilla y León. Ha dirigido dos años seguidos a la Joven Orquesta de la Comunidad de Madrid en los Teatros del Canal y es director titular de la Orquesta Sinfónica MDC, con quienes ha actuado en el Museo Arqueológico y en el Teatro Salón Cervantes de Alcalá de Henares. También ha dirigido en tres ocasiones al Coro Intermezzo en Donostia, la última de ellas en el festival de la Quincena Musical Donostiara.

Ha dirigido, asimismo, en dos oportunidades a la Orquesta Sinfónica de Bilbao. La primera de ellas, en su examen final de carrera, con el «Preludio y Muerte de Amor» de la ópera Tristán e Isolda, y las Folk Songs de Berio, junto al barítono Fernando Latorre, ambas en el Palacio Euskalduna. Volvió a ser invitado por la orquesta para realizar un par de conciertos sinfónicos más, dirigiendo la V Sinfonía de Tchaikovsky y el Concierto de clarinete de Mozart junto a Josu Izco. 

En diferentes ocasiones ha dirigido a la Orquesta de Córdoba, la Orquesta della Magna Grecia, la Orquesta de Valencia, la Orchestre Philharmonique de Niza, la State Academic Symphony Orchestra de Kazajistán, la Vaasa City Orchestra y la Jyväsklä Sinfonia.