La Escuela de Protección Civil acoge 16 nuevos alumnos

LT
-

Se inicia la décimo octava edición del curso básico de nuevos integrantes de Protección Civil con alumnado de las agrupaciones de la provincia. Debido al covid-19, cada una de las siete ediciones se divide en una fase presencial y otra a distancia

La Escuela de Protección Civil acoge 16 nuevos alumnos - Foto: Yolanda Lancha

La Escuela de Protección Ciudadana ha iniciado la décimo octava edición del curso básico para los nuevos integrantes de Protección Civil, en el que han participado 16 voluntarios y voluntarias de agrupaciones de la provincia de Toledo.
Debido a la pandemia de covid-19, cada una de las siete ediciones de este décimo octavo curso se dividirá en dos fases, una presencial y otra de teleformación a distancia (en línea), con el fin de incrementar las medidas de seguridad y evitar contagios entre el alumnado. Asimismo, dentro de cada edición, la fase presencial se ha organizado en tres grupos, que serán impartidos en distintas fechas.
La primera de las fases presenciales de este décimo octavo curso básico de Protección Civil se ha llevado a cabo en las dependencias de la Escuela de Protección Ciudadana, de Toledo, y en ella han participado 16 voluntarios y voluntarias de agrupaciones procedentes de las localidades toledanas de Ajofrín, Cobisa, Illescas, Torrijos, Borox, Yuncos, Lominchar, Novés y también de la capital.
En la apertura de esta primera fase presencial ha estado presente el director general de Protección Ciudadana, Emilio Puig, quien ha agradecido al voluntariado su entrega y altruismo por llevar a cabo un trabajo tan necesario para toda la sociedad, de manera desinteresada, especialmente en esta época de pandemia, donde la ayuda es todavía más necesaria.
Este décimo curso básico de Protección Civil se llevará a cabo en siete ediciones, que se desarrollarán en las cinco provincias de Castilla-La Mancha, para facilitar la participación de los voluntarios en esta formación.
El fin de esta actividad formativa, que tiene una duración de 60 horas lectivas, es dotar de los conocimientos necesarios a los nuevos voluntarios y voluntarias de las agrupaciones para que puedan desenvolverse en situaciones de emergencia, salvaguardando su propia integridad y apoyando de manera directa a otros grupos de activación como bomberos, sanitarios o forestales