scorecardresearch

La toledana Alba Magdalena "quita velos" en su debut literario

Efe
-

La escritora Alba Magdalena (Toledo, 1998) publica este sábado su primer poemario, "Hilo y agua", que ella describe como una suerte de diálogo -con el otro, consigo misma- que retira, poema a poema, los velos que impiden encontrar la verdad y ordenar

La toledana Alba Magdalena

La escritora Alba Magdalena (Toledo, 1998) publica este sábado su primer poemario, "Hilo y agua", que ella describe como una suerte de diálogo -con el otro, consigo misma- que retira, poema a poema, los velos que impiden encontrar la verdad y ordenar así su comprensión del mundo.

En una entrevista a Efe, la poeta, que presenta su debut literario en el Festival Internacional de Poesía Voix Vives de la capital regional, se pregunta "qué será la verdad de todo, del 'yo', de lo que es el universo", una imagen que le "obsesiona" y que intenta desgranar en este libro publicado por la editorial toledana Gato Encerrado.

Escribe relatos cortos desde los doce años, aunque en sus textos de prosa más tempranos ya emerge un lenguaje poético que explorará, explícitamente, a partir de los dieciséis, cuando su profesor de literatura, el también poeta Federico de Arce, destacó su estilo y la motivó a no dejar de hacerlo.

Al principio, en su etapa como estudiante del IES Sefarad, "nació más como una necesidad, algo más adolescente -relata-. Siempre me decían que mi forma de escribir prosa era muy poética y supongo que fue natural que surgiera escribir poesía".

Ahora, graduada en Matemáticas por la Universidad Côte d'Azur de Niza, dedica su tiempo a escribir porque "presiente" que hay algo que le gustaría "encontrar" a través de las imágenes que le sugieren ciertas ideas, como el despertar, los sueños o Dios.

Magdalena destaca también lo mucho que le han influido las letras de artistas como Cecilia o Amancio Prada y su disco de los sonetos de Lorca, sus referentes de niña, así como Robe Iniesta, Extremoduro o Taylor Swift, sus pilares musicales actuales, confiesa.

De madre francesa, la escritora toledana se decantó por estudiar matemáticas porque también le interesa el lenguaje matemático: "Lo veo como algo más filosófico que como algo técnico, que es como se concibe", explica Magdalena, que descarta dedicarse a esta rama profesional, por lo que este año cursará Filología Hispánica en la Universidad Complutense de Madrid.

¿CÓMO SURGE "HILO Y AGUA"?

De todos los poemas que había escrito desde los dieciséis años, allá por 2014, observó que había un "hilo conductor", una palabra que se repetía reiteradamente cada vez que se sentaba a escribir.

Así empezó a dar forma a este libro, escribiendo de manera "sistemática, casi rutinaria, a la misma hora", aunque no llegara la inspiración, que tampoco cree mucho en ella. "Hay que ponerse y querer hacerlo", sugiere para futuros debutantes.

"Había una historia dentro de los poemas aunque se llevaran muchos años entre ellos. Y fue ahí cuando pensé, por lo menos, ponerlos en orden, hacer un borrador", recuerda. Al terminarlo, se lo enseñó a su profesor de literatura y le contestó: "Merece la pena publicarlo".

Dos años después, "Hilo y agua" llega a las librerías "sin expectativas" pero con la "emoción" de que exista su libro y de que sea leído por "conocidos y extraños".

El título del poemario se le ocurrió subida a un autobús, cuando vio un cartel que, según cuenta, seguramente pondría "hilo y aguja", pero la letra 'j' estaba tapada y solo alcanzó a leer la palabra agua.

"El hilo es algo que nos conecta, que nos puede apretar, hacer daño. Y el agua es lo básico, lo que usamos para vivir, algo que fluye y que también puede hacernos daños, puede ser agresivo y, a la vez, conectarnos", resume.

Tras un año dedicada a reescribir y corregir su libro, un proceso complicado en el que también ha disfrutado, Magdalena está actualmente embarcada en una segunda parte de su poemario, una continuación.

"Quería que el final del libro diera pie a eso y que el segundo fuera otro tono, otra manera de pensar las cosas y que fuera poesía", explica.

Por el momento, este sábado por la mañana se va a comprar en la librería del Casco Histórico Hoja Blanca un primer ejemplar por la ilusión de conservar el ticket: "Espero que lo tengan", bromea.

Magdalena presenta su poemario el día 3 de septiembre a las 20.00 horas en el marco del Festival Voix Vives que organiza la Plataforma 8M en la Plaza del Salvador, acompañada por la directora del festival, Alicia Es. Martínez, y la editora y periodista Alicia Avilés Pozo.