Las falsificaciones intervenidas en Toledo bajan un 70%

I.G.Villota
-

En la provincia los artículos más intervenidos son falsificaciones de ropa, calzado, joyas y relojería. Los años con mayor volumen de incautación desde 2013 fueron 2015 y 2016

Las falsificaciones intervenidas en Toledo bajan un 70% - Foto: Rubén Serrallé

Las falsificaciones de ropa, calzado, joyas y relojería siguen siendo el principal atentado contra la propiedad industrial en España, también en la provincia de Toledo. En 2019 subieron este tipo de delitos, así como las detenciones de personas vinculadas a ellos, pero bajaron los objetos intervenidos. Así lo revelan las estadísticas del Ministerio del Interior.
El año pasado en la provincia se registraron 15 delitos conocidos de este tipo, frente a los seis de 2018, lo que supone un incremento del 150 por ciento, con nueve casos más. Los 15 fueron esclarecidos y se practicaron un total de 10 detenciones o investigaciones. El ejercicio anterior se esclarecieron cinco de los seis casos practicando seis detenciones.
Sin embargo, los objetos intervenidos bajaron un 70 por ciento entre un año y otro. En 2018 fueron un total de 6.716 mientras que en 2019 ascendieron a 2.021.
Si analizamos por el tipo de artículos, la ropa representa el 36,6 por ciento de los objetos incautados, 739, en operaciones contra la propiedad intelectual, mientras que el calzado supone el 31 por ciento y las joyas y los relojes el 15 por ciento del total. Además se incautaron 50 complementos y ningún artículo de perfumería o cosméticos.
Toledo ocupa el segundo puesto del ranking regional con mayor número de falsificaciones e imitaciones incautadas. El primer puesto es para Albacete, con más de 4.300 artículos. El número de delitos fue menor, siendo de 11, con 14 detenciones practicadas.
En Ciudad Real y Cuenca este tipo de criminalidad es prácticamente residual, con 243 y 12 artículos intervenidos, respectivamente. Y en Guadalajara no se registró ningún delito de este tipo en 2019.
Los años con mayor volumen de incautación, desde que el INE inició los registros en 2013, fueron 2015 y 2016. En concreto, las fuerzas de seguridad se hicieron con más de 68.000 y 72.000 falsificaciones en la provincia de Toledo, respectivamente. Las detenciones fueron menos, 10 en 2015 y 3 en 2016.
Propiedad intelectual. Por otro lado están los delitos de propiedad intelectual. En Toledo en el año 2019 solo se llevó a cabo una investigación policial, que fue esclarecida, en materia de delitos contra la propiedad intelectual, se detuvo a una persona y se incautaron un total de 204 objetos. Uno de ellos fue de CD o DVD, dos fueron equipo de informática o electrónica y los 201 casos restantes aparecen en el apartado de ‘otros’. No se incautó ningún artículo reprográfico como libros.
En el resto de las provincia de la región se incautaron aún menos objetos por delitos de propiedad intelectual, en concreto ocho en Albacete, dos en Ciudad Real, ninguno en Cuenca y 8 en Guadalajara.
La policía recomienda. Desde la Policía Nacional señalan que el número de detenciones y hechos esclarecidos se debe a la labor desarrollada por las unidades especiales para combatir este tipo de delitos, pero recalcan que el descenso de objetos incautados tiene que ver con que la mayor concienciación ciudadana esté propiciando un descenso de este tipo de mercado por descarte.
Insisten en la compra de artículos originales toda vez que las falsificaciones no ofrecen garantías ni calidad y contribuyen a desarrollar una economía sumergida que no controlamos. Su compra, comentan desde la Policía Nacional, nos hace de alguna forma cómplices del delito.