«La UCLM crece mientras que el resto pierden estudiantes»

Manuela Lillo
-

El vicerrector de Economía y Planificación en la Universidad de Castilla-La Mancha (UCLM) asegura que «las nuevas titulaciones de la UCLM están funcionando extraordinariamente bien»

Manuel Villasalero, vicerrector de Economía y Planificación en la Universidad de Castilla-La Mancha (UCLM). - Foto: Rueda Villaverde

El presupuesto de la UCLM para 2020 asciende a 269,3 millones y sube un 17% con respecto a 2019, ¿cómo valora estas cifras?
Efectivamente, tenemos una subida muy considerable del presupuesto, aunque esa subida, si la miramos en términos homogéneos en comparación con otros ejercicios, en realidad es del 3,5%, que es una subida razonable, adecuada y de acuerdo con el ritmo de crecimiento de la economía. Fundamentalmente el incremento se produce porque tenemos la necesidad en 2020 de ejecutar fondos Feder. Estos fondos requieren que sean integrados desde el primer momento en el presupuesto pero en realidad el 80% de ese dinero es aportado por Europa. Se produce así un incremento importante del presupuesto que responde al esfuerzo inversor, precisamente dirigido a absorber fondos FEDER por la UCLM, que es una de las partes del acuerdo del convenio de financiación que establecimos con el Gobierno regional. 
¿A qué se destinará esa subida del presupuesto?
Fundamentalmente tenemos un destino que tiene que ver con infraestructura inmobiliaria, tanto en facultades y escuelas vinculadas a las nuevas titulaciones, como infraestructuras de investigación, infraestructura y equipamiento dirigido a los grupos de investigación o a potenciar su actividad. Toda esa parte está vinculada con la financiación europea y va a destacar especialmente en este 2020.  
¿Qué resultados están arrojando las nuevas titulaciones?
Las nuevas titulaciones están funcionando extraordinariamente bien. Dedicamos mucho tiempo en su momento al mapa de titulaciones a analizar por una parte si había demanda por parte de los estudiantes y, por otro, si teníamos los recursos adecuados en cada campus para ubicar esas titulaciones. Todas tienen una sobredemanda y en alguna de ellas hemos tenido que incrementar la oferta de plazas de nuevo ingreso ante la avalancha de estudiantes que querían cursar esas titulaciones y en todos los campus las nuevas titulaciones están funcionando extraordinariamente bien. 
La UCLM también ha tenido que llevar a cabo una reordenación de grados... ¿Cómo ha sido ese proceso?
Sí, esa es una cuestión muy importante y tiene que ver con rejuvenecer y reestructurar titulaciones con las que ya contábamos y que en un momento determinado tienen que orientarse hacia los nuevos yacimientos de empleo que surgen. 
El rector ha destacado el aumento de la matriculación de alumnos. ¿Con qué cifras trabaja la Universidad de Castilla-La Mancha?
Vamos a publicar muy pronto los datos de avance correspondientes al curso académico actual. Lo que nos encontramos es un claro punto de inflexión. En el convenio de financiación fijamos con el Gobierno regional una senda operativa, lo que supone una serie de parámetros básicos sobre cuál debe ser el recorrido de la Universidad en el periodo 2018-2021. Entre las variables que se tuvieron en cuenta estaba la de cómo va a evolucionar la plantilla de la Universidad y también fijamos el número de alumnos para que hubiera una concordia entre el crecimiento de la plantilla y el de alumnos. Nosotros este año hemos cumplido, hemos superado ampliamente el objetivo fijado en esa senda operativa en cuanto al número de estudiantes e igualmente hemos cumplido en cuanto a personal. Por tanto, la evolución de la UCLM está siendo positiva y equilibrada. 
¿A qué se debe ese crecimiento?
El crecimiento tiene que ver con dos cuestiones. En primer lugar, las nuevas titulaciones y la reestructuración de algunas de las ya existentes y, en segundo lugar, con algo muy importante, el crecimiento del estudiante de máster y doctorado. Estamos en una Universidad muy bien posicionada en el sistema universitario, que ya tiene signos de madurez y en la que no hay que hablar exclusivamente de estudiantes de grado sino también de máster y doctorado y se está produciendo un crecimiento significativo en ambos. 
En cifras absolutas, ¿de qué número de alumnos se trata?
Nosotros fijamos una senda en la que se incrementaban del ordena de 100 ó 150 estudiantes en cada uno de los años a nivel global y ese es el crecimiento que estamos experimentando. Es alrededor de un 1%, pero hay que tener en cuenta que todo el sistema universitario está cayendo en términos de estudiantes. La UCLM, en virtud del acuerdo de financiación y de las acciones que estamos tomando en el plan estratégico, estamos yendo a la contra y eso es importante. Tanto es así que en el ámbito de las universidades privadas, que en los últimos años eran las únicas que mantenían el signo positivo en número de estudiantes, ya el año pasado tuvieron negativo. El hecho de crecer en una región como Castilla-La Mancha y hacer frente a la tendencia negativa general que hay en todo el sistema es algo que hay que valorar de forma muy positiva. 
¿En qué medida ha tenido incidencia el mantenimiento de las tasas de matriculación, en las cuales la UCLM está entre las diez más baratas del país?
Creo que es una política inteligente por parte del Gobierno regional y que nosotros lo asumimos en el convenio de financiación. Está previsto por la UCLM el impacto presupuestario que tiene el hecho de congelar nominalmente los precios públicos y en el propio presupuesto está fijado de acuerdo con la evolución del IPC en 1,1 millones de euros. Es importante que en una región como la nuestra, que tiene un PIB per cápita muy alejado del PIB per cápita medio en España se haga un esfuerzo de convergencia a través de una política social de precios públicos y de becas. Me parece inteligente porque lo que consigue es retener y atraer talento a Castilla-La Mancha y vincularlo a los sectores productivos que tienen que tirar de la economía regional. 
La partida de investigación fue objeto de polémica, pero finalmente se concretó en el aumento en dos millones del programa para proyectos de I+D+i, ¿qué camino sigue la UCLM en cuanto a investigación?
La Universidad en el caso de la investigación lo que ha venido haciendo durante los últimos siete u ocho años ha sido una apuesta por intentar compensar con recursos internos  lo que estaba pasando en cuanto a la financiación de la investigación en el exterior. Se ha producido una fuerte reducción de fondos de investigación en todo el sistema universitario, en algún caso debido a factores presupuestarios simplemente, en otros por los vaivenes de los presupuestos o de que no salgan las convocatorias o se retrasaran. La universidad lo que hizo fue establecer un plan propio de investigación que pretende amortiguar y, así lo ha venido haciendo, la situación que se produce en el exterior. Nos hemos protegido por así decirlo para defender el modelo de universidad investigadora en el que creemos. Eso nos ha funcionado muy bien, mucho mejor que a otras universidades que sólo se confiaron a los vaivenes de lo que ocurriera fuera de la universidad. Está dando sus frutos y creo que nos va a catapultar en el momento en que, ojalá, haya financiación externa, hacia una investigación mejor. 
El 66% del presupuesto es para la plantilla de personal, una cuantía que ha crecido. ¿Hay estabilidad y suficiencia de recursos en este capítulo?
Hay una seguridad absoluta y hay que tener en cuenta que las universidades no son otra cosa que organizaciones intensivas en capital humano altamente cualificado. Por segundo año consecutivo, la subvención nominativa es superior a los gastos vinculados a ese capital humano. Esto es algo que muy pocas universidades pueden decir, ya que muchas se encuentran por debajo. Fue una variable en la que nos empeñamos Gobierno y Universidad en el convenio, que se cumple por segundo año, con lo cual está absolutamente garantizado. Estamos 4,5 millones por encima en transferencia nominativa respecto a los gastos de personal. Además, tenemos un acuerdo de función pública que está suponiendo incrementos muy considerable de las retribuciones de los empleados al servicio del sector público y, por otro lado, se han flexibilizado los aspectos relativos a la incorporación y reposición de personal y están volviéndose a incorporar personas con el objetivo de paliar la salida que se había producido en las fases más duras de la crisis cuando no había prácticamente reposición de efectivos. 
¿Cuál es la relación con el Gobierno regional?
Desde el momento en el que se firmó el convenio de financiación el Gobierno ha venido cumpliendo escrupulosamente los términos del acuerdo en todas sus dimensiones y la universidad también. Ha aportado tranquilidad, entiendo que por ambas partes ya que ambas conocemos las reglas del juego, está todo perfectamente establecido con carácter plurianual, lo que permite hacer planes a largo plazo y el Gobierno regional ha pagado todo lo que debía la Universidad, paga regularmente sus compromisos, ha atendido a los desajustes que habían surgido en investigación y que fueron simplemente un error que se corrigió y está cumpliendo absolutamente todos sus compromisos y la Universidad también. 
Este año habrá elecciones a rector, ¿cree que Miguel Ángel Collado seguirá siendo rector e iniciará su tercer mandato?
El rector, Miguel Ángel Collado, ha manifestado públicamente sus intenciones respecto a la próxima convocatoria electoral y llegado el momento cuando se abra el plazo, entiendo que esas intenciones se formalizarán correspondientemente. No puedo contestar a nada más porque hay elección directa del rector y éste luego configura sus equipos. En la parte que me toca, puedo decir que es un periodo electoral que se va a producir en una situación de tranquilidad porque hay un convenio de financiación en marcha y una senda establecida.