El buque de la Armada continúa en Lampedusa

Europa Press
-

El barco español permanecerá en la isla a la espera de que se active el mecanismo de reparto coordinado por la Comisión Europea y que incluye a España para acoger a los migrantes del 'Open Arms'

El buque de la Armada continúa su camino a Lampedusa - Foto: Román Ríos

El buque de la Armada  Audaz, que salió ayer de Cádiz con destino a la isla italiana de Lampedusa para acompañar al Open Arms, permanecerá en la zona a la espera de si se activa el mecanismo de reparto coordinado por la Comisión Europea y que incluía a España junto a otros cinco países para acoger a los migrantes del barco de la ONG. 
Así lo ha explicado hoy en declaraciones a la Cadena Ser la vicepresidenta del Gobierno en funciones, Carmen Calvo, cuando ha sido preguntada por qué va hacer el buque de la Armada una vez que la Fiscalía italiana ordenó el desembarco de los migrantes del Open Arms. 
La 'número dos' del Ejecutivo ha recordado que seis países europeos se comprometieron a acoger a los migrantes del Open Arms y que en caso de que finalmente se aplicara ese reparto, España estaría "en condiciones de traer" a los migrantes que le corresponden. En estos momentos, ha añadido, "se está a la expectativa de lo que deciden las autoridades italianas". 

De igual modo se ha pronunciado la ministra de Defensa en funciones, Margarita Robles, quien en declaraciones a Antena 3, ha dicho que el Gobierno está siguiendo "al minuto lo que se acuerde en Italia y en función de esa evolución" se tomarán las decisiones oportunas con respecto al Audaz. 
"Vamos a ver lo que acuerda la Fiscalía italiana, vamos a seguirlo al minuto", ha respondido Robles cuando se le ha preguntado por qué va a hacer ahora el buque de la Armada, aunque, a diferencia de Calvo, no ha hecho mención en ningún momento al sistema de reparto acordado en la UE. 
En todo caso, la ministra ha defendido la gestión del Gobierno de Pedro Sánchez en la crisis del Open Arms, afirmando que su implicación ha sido "permanente" desde hace 19 días. "Después de 19 días en los que Matteo Salvini ha incurrido en graves violaciones del derecho del mar y ha incumplido las mínimas normas del Derecho Internacional, España, ante el drama humanitario, se ha decidido a actuar", ha explicado. 
Eso sí, ha insistido en que el migratorio es un "problema político de calado en la UE" y no atañe a un único país, de ahí que se pusiera en marcha el mencionado reparto entre seis países. "Desde el primer momento, el Gobierno español estuvo en el ámbito de la UE tratando de dar una respuesta", ha apuntado.

 

Ocean Viking

Sobre el Ocean Viking, el barco de Médicos sin Fronteras que se encuentra también en el Mediterráneo sin poder atracar en un puerto seguro con más de 300 migrantes a bordo, Carmen Calvo ha insistido en la necesidad de una respuesta coordinada de Europa. 
"España es el país que más y mejor hace su tarea, lo hacemos con criterios de seguridad y respuesta humanitaria y pretendemos que Europa mejore y avance porque no puede corresponder a un solo país siempre la respuesta", ha subrayado. 

 

Reubicación de los inmigrantes 

Los migrantes que estaban a bordo del barco Open Arms serán reubicados en España, Francia, Alemania, Portugal y Luxemburgo, según ha confirmado hoy la Comisión Europea, que ha insistido en que está "preparada" para comenzar a coordinar este proceso pero no ha querido detallar cuántas personas serán enviadas a cada país. 
Rumanía, que también mostró su disponibilidad a acoger a algunos de los migrantes a bordo del barco de la ONG española, no recibirá finalmente a ninguno de ellos porque la reubicación ha quedado cubierta con las plazas ofrecidas por los otros cinco Estados miembros y su oferta se reserva entonces para futuros casos. 
Bruselas, por tanto, comenzará a coordinar el proceso de reubicación de los migrantes que han desembarcado en la isla italiana de Lampedusa tan pronto como sea posible, para lo que están en contacto con las autoridades italianas pertinentes. 
"Los compromisos de reubicación de los cinco países se mantienen y estamos preparados para iniciar este proceso", ha explicado la portavoz del Ejecutivo comunitario Natasha Bertaud en la rueda de prensa diaria de la institución. 
Bruselas, no obstante, ha preferido no detallar cuántos migrantes viajarán a cada país en virtud de estos compromisos y ha remitido a las autoridades nacionales de cada uno de los Estados miembros para esgrimiendo que son ellos los que deben facilitar las cifras.