La Tribuna de Toledo
Saltar Publicidad   Cerrar   

Publicidad

jueves, 24 de abril de 2014
Local
HOSPITAL DE PARAPLÉJICOS

Tres jóvenes en silla de ruedas recorrerán 50 km del Camino de Santiago

i. g. villota / toledo - martes, 28 de septiembre de 2010

Sergio Boiro, Agustín Redondo y Diego Mula, partieron ayer hacia Galicia para recorrer en cuatro etapas los últimos kilómetros del camino, con las miras puestas en la «superación» de barreras, sin dejar de lado la «aventura»

Se cuentan por miles los peregrinos que cada año llegan a Santiago de Compostela. En esta ocasión, la cifra se verá incrementada al tratarse de Año Xacobeo. Concretamente ayer, iniciaron su viaje tres jóvenes, pacientes y ex pacientes del Hospital Nacional de Parapléjicos, que acompañados de seis técnicos y voluntarios recorrerán los últimos 50 kilómetros del Camino de Santiago en silla de ruedas, repartidos en cuatro tramos.

Sergio Boiro, Agustín Redondo y Diego Mula partieron la mañana de ayer de Toledo en un autobús adaptado que les conducirá hasta la localidad coruñesa de Mellide, desde donde iniciarán hoy la primera de las cuatro etapas hasta Santiago, ciudad que coronarán el próximo jueves.

Los participantes, técnicos y voluntarios recorrerán una media de 10 a 15 kilómetros cada día hasta llegar a la capital gallega y lo harán con sillas de ruedas «normales, no deportivas», para demostrar que ellos también pueden hacer el camino y enseñar la «normalidad» de sus vidas.

Previamente, un equipo técnico del Hospital supervisó la accesibilidad de los entornos y la propia ruta, así como la del lugar donde pasarán la noche, que será en el monasterio de Sobredo de los Monjes, edificio al que regresarán cada día al estar perfectamente accesibilizado.

Ventura Leblic es el jefe de Servicio de Rehabilitación Complementaria y viajará con los jóvenes, haciendo suya una iniciativa que nace con la intención de demostrar «la superación» diaria de barreras «tanto físicas como sociales», pero sin dejar de lado la «aventura».

El recorrido contempla «la posibilidad de que pueda realizarse en silla de ruedas», pero que también tenga «dificultad» para los peregrinos, con la intención de que no parezca «un camino en coche». Estas eran las palabras del director del Hospital, Miguel Ángel Carrasco, que no ha podido embarcarse en la aventura, pero que recibirá en Santiago el próximo jueves a los tres valientes y sus acompañantes.

Carrasco explicó que la iniciativa es solo «una más» de las emprendidas por la Fundación del Hospital Nacional de Parapléjicos, que aboga por un ocio accesible a todas las personas con discapacidad y que pretende comunicar a la sociedad una «imagen positiva y activa de las personas con lesión medular».

Y no hizo falta más que ver las ganas de Sergio, Agustín y Diego para percatarse de esa positividad. El primero, que ya vive fuera del hospital, ha sido jugador de baloncesto durante cerca de 20 años, y ahora que está «retirado», ha decidido continuar su vida deportiva con este reto.

Mientras tanto, Agustín, que ahora es monitor en el centro, manifestó su deseo de que a través de esta aventura «la gente entienda que podemos hacer muchas cosas, además de estar en una silla de ruedas».

Por su parte, Diego, ingresado desde hace cuatro meses en Parapléjicos, realizará su sueño de emprender el camino, y lo hará en silla de ruedas, algo «que no es un impedimento», y además aprovechará el viaje para retomar una de sus aficiones, la fotografía.

Además, la Fundación se ha marcado el objetivo de ampliar el año que viene el número de kilómetros recorridos, hasta llegar a los 100, para que así los participantes reciban la Compostelana.

La Tribuna de Toledo de siempre, ahora en tu dispositivo Android. Lee �La Tribuna de Toledo�, ahora en tu iPad. La Tribuna de Toledo en Kiosko Promecal
Pulsa aquí para conectarte.
Si aún no estas registrado pincha aquí
Grupo Promecal
Se recomienda una resolución de pantalla de 1024x768 y las últimas versiones de los navegadores.
La Tribuna de Toledo digital se basa en el Sistema de Gestión de Contenido desarrollado por Ceres Comunicación Gráfica