La Tribuna de Toledo
Saltar Publicidad   Cerrar   

Publicidad

Guadamur da cuenta de la hidalguía de un toledano

La tribuna - miércoles, 5 de diciembre de 2018
Guadamur da cuenta de la hidalguía de un toledano - Foto: Yolanda Redondo
Una casualidad ha permitido que Guadamur pueda mostrar durante el próximo año un documento que revela las gestiones para acreditar la condición de hidalgo realizadas por el toledano Hernando Álvarez de Mesa para no pagar impuestos

redacción / toledo
Desde Orihuela hasta Guadamur. Este camino ha hecho ya una carta ejecutoria de hidalguía en la que se reconoce tal condición, la de hidalgo, al toledano Hernando Álvarez de Mesa. Un documento que el empresario del textil Antonio Pedrera Soler adquirió en los 80 en una subasta en la casa Durán y que forma parte de la extensa colección que su mujer e hijos gestiona -Colección Pedrera Martínez-, sólo con afán de difusión, en la que se incluyen casi un millar de pinturas del XIX y cerca de 900 objetos de arte, esculturas, joyería, armas... Y, entre ellos, este documento que desde el sábado podrá ser degustado por los que visiten el Museo de Guadamur.
Y quiso la casualidad que esta carta ejecutoria (como un expediente en la actualidad) -que está compuesta por 70 páginas que recogen declaraciones de ocho testigos con las que se defiende la condición de hidalgo de Hernando Álvarez de Mesa y que finalmente el 28 de marzo de 1541 fue reconocida- fuera ‘desempolvada’ de entre los fondos de esta colección por el director de la misa que al ver el nombre de la ‘villa de Guadamur’ puso la maquinaria en acción para contactar con este municipio a cuya alcaldesa, Sagrario Gutiérrez, sorprendida gratamente, no tuvo que convencerla para que aceptara una cesión temporal de un documento histórico que revela algunos aspectos de la sociedad toledana de la época dignos de estudio. 
Al menos así lo ha considerado la historiadora Lourdes de la Cruz Palomino, a quien el Ayuntamiento de Guadamur ha encargado la transcripción de este manuscrito que, como apunta esta profesional, pone de manifiesto la nobleza y el poder económico del protagonista en la calidad del trabajo. Y es que, destacaba Lourdes de la Cruz no solo el valor documental e histórico de esta carta ejecutoria sino también su espléndido estado de conservación y riqueza de las miniaturas que mantienen un color de calidad extrema.
La carta ejecutoria que se podrá ver durante los próximos doce meses en el Museo de Guadamur viene a reconocer la petición que el toledano Hernando Álvarez de Mesa  -perteneciente a la parroquia de San Miguel y San Pedro- realizó para evitar pechar (pagar un tributo al rey o señor por los bienes o haciendas) por la compra de unas tierras en la villa de Guadamur.
Así las cosas, conseguir evitar el pago de impuestos por ser noble -que además tenía carácter retroactivo- dio lugar a un expediente que fue esta Real Ejecutoria de Hidalguía expedida en el año de 1540 por la Chancillería de Granada a favor de Don Hernán Álvarez de Mesa con sentencia en 28 de marzo de 1541. Un documento que, entre otras cuestiones, revela que el abuelo de este ya reconocido hidalgo tenía una cantera de piedra blanca que abastecía a la Catedral y proporcionaba piedra para la construcción de San Juan de Los Reyes, desvelaba ayer la historiadora encargada de transcribir el documento.
Un documento que constata igualmente la «avanzada burocracia que ya hace 500 años» presidía en España, apreciaba el gestor de exposiciones de la Colección Pedrera Martínez, Josué de Andrés.
 

Compartir en Facebook
Compartir en Twitter
Guadamur da cuenta de la hidalguía de un toledano Yolanda Redondo
Guadamur da cuenta de la hidalguía de un toledano - Foto: Yolanda Redondo
Grupo Promecal
La Tribuna de Toledo se basa en el Sistema de Gestión de Contenido desarrollado por Escrol
Auditado por Logo OJD